DESTRUYE LA FRUSTRACIÓN

Tema 12: DESTRUYE LA FRUSTRACIÓN
Capítulo 6: SALUD INTEGRAL
Serie: SABIDURÍA PARA VIVIR

Hoy también hablaré con amargura; Porque es más grave mi llaga que mi gemido (Job 23.2).

PRINCIPIOS
1- Superar la frustración no siempre es fácil. Es un sentimiento que aparece en nuestras vidas cuando no conseguimos realizar nuestros proyectos, sueños y deseos. Todos la conocemos, en algún momento hemos caminado con ella, aun así es una incómoda compañera de viaje, ya que no te permite volver a soñar, ni a imaginar nuevos proyectos. Los sentimientos que la acompañan van relacionados con el momento personal que vivamos, aumentando así los sentimientos de ineficacia, de bajo auto-concepto personal, de complejos, falta de motivación e ilusiones, de fracasos.
¡La frustración es un estado emocional impresionante, porque tiende a sacar lo peor de quien está frustrado! Cuando nos acompaña el sentimiento de frustración, en el camino aparece el miedo al fracaso: ¿Y si no lo consigo de nuevo?; ¡Será mejor que ni lo vuelva a intentar!; ¡Aunque lo intente, fracasaré otra vez! Cuando logremos deshacernos de este sentimiento, volveremos de nuevo a desear, proyectar y emprender de nuevo, la búsqueda de nuestros sueños. 

2- La frustración te hace sentir mal y los mecanismos de defensa son dañinos, a veces son reacciones inconscientes como los gritos, agresiones verbales y físicas, tirar objetos, recordar el pasado. Las emociones son el termómetro que te informa en que nivel de frustración te encuentras, y debemos discernir muy bien lo que debes hacer para lograr avanzar hacia una vida sana. La frustración no solo trae agitación en nuestras emociones sino que produce enfermedades físicas como migrañas, insomnio, alteraciones nerviosas.
La tolerancia está relacionada con el tiempo que tardas en reaccionar a la presión, al estrés que experimentas cuando las cosas no salen como deseas. El nivel de frustración esta asociado con el tiempo en que tardamos de manejar la frustración. Debemos ser creativos para hacer frente a los desafíos, comenzar con metas pequeñas y avanzar hacia metas mayores. Me gustó esta definición de un escritor: Frustración es un sentimiento de tristeza, decepción y rabia ante la imposibilidad de satisfacer un deseo o una necesidad.

3- ¿Cómo nos damos cuenta que la frustración esta tocando a nuestra puerta?

  • Cuando tu dinero no rinde, cuando las cuentas te ahogan, cuando las deudas te tienen acorralado y haces todo lo posible para salir de ellas pero sin lograrlo, entonces la frustración esta tocando a la puerta de nuestra vida.
  • Cuando la enfermedad golpea tu vida y los médicos no saben que hacer, haz probado todos los medicamentos, los exámenes no dan buenos resultados y los tratamiento no funcionan. Entonces el sentimiento ha llegado a instalarse en tu interior.
  • Cuando sabes que ese hábito nocivo te está matando pero igual lo sigues practicando, te enojas contigo mismo porque sabes que debes dejarlo pero ahí vas de nuevo, lo vuelves a hacer vez tras vez; entonces la frustración te atrapa.
  • Cuando te esfuerzas por sacar adelante tu negocio, trabajo o proyecto pero las cosas no se dan, oras, declaras, ayunas y haces todas las estrategias comerciales que debes hacer pero aún así no pasa nada, entonces la frustración hace su aparición.

4- Regularmente la frustración es un proceso por el cual todos pasamos. Todos estamos propensos a ser atrapados por la frustración. Observa el proceso de Job:

  • La historia de Job es bien conocida. Él lo perdió todo, hijos, salud física, salud emocional, posesiones materiales y estatus social. El proceso inicia cuando Job tomó su situación con increíble entereza: Desnudo salí del vientre de mi madre, y desnudo volveré allá. Jehová dio, y Jehová quitó; sea el nombre de Jehová bendito (Job 1:21).
  • Al pasar el tiempo su estado anímico cambió drásticamente sumiéndose en una depresión peligrosa al punto de creer que Dios mismo lo había sentenciado: Pero ahora tú me has fatigado… Su furor me despedazó, y me ha sido contrario; Crujió sus dientes contra mí; Contra mí aguzó sus ojos mi enemigo (Job 16:7-9).
  • La frustración a tomado lugar en el corazón de Job: Pasaron mis días, fueron arrancados mis pensamientos, los designios de mi corazón (Job 17:11).
  • Ahora la frustración atrae a un compañero terrible: ¡La impotencia! Cercó de vallado mi camino, y no pasaré; Y sobre mis veredas puso tinieblas (Job 19:8).
  • Esa impotencia producirá un espíritu amargo que atrae la muerte en todos sentidos: Hoy también hablaré con amargura; Porque es más grave mi llaga que mi gemido (Job 23.2).

APLICACIÓN
¿Cómo enfrento la frustración?

  • Toma en cuenta que los tiempos buenos y malos nos ayudan para bien. Por eso, cuando vengan los buenos tiempos, disfrútalos; pero cuando lleguen los tiempos malos ponte a pensar que todo viene de Dios, y que nunca sabemos lo que nos espera (Eclesiastés 7.14).
  • No permitas que la frustración se instale en tu casa. Quítense de vosotros toda amargura, enojo, ira, gritería y maledicencia, y toda malicia (Efesios 4.31).
  • Aprende de la frustración, es posible que Dios te este enseñando algo. Y sabemos que a los que aman a Dios todas las cosas les ayudan a bien (Romanos 8:28).
  • Toma las cosas con un espíritu positivo. No hay mejor medicina que tener pensamientos alegres (Proverbios 17:22).
  • Alaba a Dios en todo tiempo, la alabanza nos libera. Siete veces al día te alabo, a causa de tus justas ordenanzas (Salmos 119:164). En vez de quejarte, alaba; en vez de deprimirte declárate victorioso; en vez de enojarte di: ¡todo lo puedo en Cristo que me fortalece! (Filipenses 4:13).
  • Espera lo mejor de Dios para tu vida. Porque yo sé los pensamientos que tengo acerca de vosotros, dice Jehová, pensamientos de paz, y no de mal, para daros el fin que esperáis (Jeremías 29.11).

ORACIÓN
Eterno y poderoso Padre de gloria, acepto que muchas veces me he frustrado con sentimientos de derrota que me han llevado a momentos de depresión, se también que no tengo más opciones que acudir a tu presencia para ser liberado de toda presión y saber que tus pensamientos son de paz y no de mal, se que debo esperar lo mejor de ti. Gracias por darme la oportunidad de ver tu mano poderosa a mi favor. Amen!!

Con amor… Dr. José Félix!!

Leave a reply