Estudiosjulio 02, 2020

DIOS ORDENA MIS PASOS

Si estás atravesando un revés o una decepción, recuerda que los propósitos de Dios para ti son buenos, agradables y perfectos (Romanos 12:2). Nada sucede sin el permiso de Dios, Él tiene el control y dispone todas las cosas para el bien (Romanos 8:28). La preocupación es un tema complejo en el corazón del ser humano, nunca dejamos de tener cierta ansiedad por el futuro, hasta que aprendemos el valor del descanso en nuestro Padre celestial.

Jesús habló de eso y nos recomienda que no nos preocupemos por las cosas básicas de la vida, si buscamos el reino de Dios y su justicia, todas nuestras necesidades primordiales serán milagrosamente suplidas.

Creer es un arte, hay que aprender a caminar confiados en nuestro Señor. Tirarte al vacío creyendo que todo saldrá bien no es nada sencillo, experimentar la caída es toda una vivencia donde sientes adrenalina y emociones encontradas. Cuando tus pies tocan tierra te das cuenta que todo salió bien! Atreverse es un asunto personal, correr riesgos con sabiduría te mantiene conectado con la fe, dependiente de la gracia de nuestro Dios!

¡Te comparto algunos secretos muy importantes!

Proverbios 16:8-17
Dios ordena tus pasos a través de los planes humanos
Está bien planificar, ser prudentes y visualizar un glorioso futuro, sin embargo, necesitamos hacerlo con la humildad necesaria, reconociendo que nuestros planes solo tendrán éxito «si el Señor quiere» (Santiago 4:13-15). El escritor de Proverbios afirma: «Podemos hacer nuestros planes, pero el Señor determina nuestros pasos» (Proverbios 16:9, NTV).
A veces alineamos nuestros planes con los propósitos de Dios. En otras ocasiones Dios los anula o simplemente los cambia porque sabe que es lo mejor para nosotros. Debemos tener en cuenta siempre que estamos propensos a equivocarnos y que, por su bondad, es el Señor quien determina nuestros pasos en última instancia.

Dios a menudo lleva a cabo sus propósitos a través de un buen liderazgo. Los buenos líderes motivan a otros (v.10); no basan sus decisiones simplemente en lo que es popular, el buen liderazgo tiene un fundamento moral». Cultivan un ambiente de transparencia: «El rey se complace en los labios honestos; aprecia a quien habla con la verdad» (v.13). «El rostro radiante del rey es signo de vida; su favor es como lluvia en primavera» (v.15).

Deberías siempre dar gracias a Dios, porque aunque hago planes en mi corazón; en última instancia, eres él quien determina mis pasos.

Hechos 22:22-23:11
Dios ordena tus pasos a pesar de la oposición humana
¿Estás preocupado por tu futuro? ¿Estás enfrentando dificultades y oposición o pasando por tiempos de crisis? ¿Los planes están en tu contra?
Hay una serie de planes contrapuestos en esta historia que se relacionan con los propósitos de Dios de una manera plena.
Observa estos “incidentes” y te darás cuenta que hay “algo” en lo invisible que tiene control de todo.

  • La multitud
    La multitud planea borrar a Pablo de la tierra (22:22). Aunque esto le genera dificultades a Pablo, fracasan finalmente porque sus planes están en contra del propósito de Dios. ¿Parece algo terrible? ¡Ciertamente! He aprendido que la mayoría de las veces las tormentas de la vida nos empuja a nuestro destino profético.
  • El comandante
    El «comandante» era un hombre con poder militar, planeaba hacer azotar a Pablo (v.24). Pablo es llevado a la sala de tortura, pero el plan fracasó porque era ilegal azotar a un ciudadano romano antes de ser condenado y el comandante no se había dado cuenta de que Pablo era un ciudadano romano. ¡Wow! La mesa estaba puesta, el gozo del diablo iba estar completo con la paliza que le darían al hombre de Dios, pero se quedó con las ganas de hacerlo.
  • El Consejo
    Las autoridades religiosas —el Sanedrín— planean matar a Pablo (23:12). Pablo es llevado a juicio y puesto en el banquillo (22:30) donde señala su inocencia: «Ananías ordenó a los que estaban cerca de Pablo que lo golpearan en la boca» (23:2). La respuesta de Pablo es: «¡Hipócrita, a usted también lo va a golpear Dios!» (v.3).
    Después, Pablo logra dividir a la asamblea (vv.7-8), la cual se componía de fariseos (quienes creían en la resurrección de los muertos) y saduceos (quienes no creían en ella). Pablo decide «aprovechar la oposición» (v.6, MSG); en efecto, afirma: «Yo soy fariseo de pura cepa. Me están juzgando porque he puesto mi esperanza en la resurrección de los muertos» (v.6).
    Siempre viviremos “vientos contrarios”, “tormentas innecesarias”, pero recordemos que dentro de aquello que está lleno de veneno en nuestra contra resultará para provecho.
  • Las crisis
    En medio de todo esto, Pablo busca alinear sus planes con los planes de Dios. Fue guiado por Dios y en el Espíritu resolvió ir a Jerusalén y luego a Roma (19:21). Sin embargo, a pesar de esto encontró una crisis tras otra.
    Pablo tuvo que haberse preguntado si había pasado por alto los propósitos de Dios. Pero en medio de esta «crisis», el Señor se le apareció y lo alentó: «¡Ánimo! Así como has dado testimonio de mí en Jerusalén, es necesario que lo des también en Roma» (23:11).

Dios ordenará estratégicamente tus pasos al igual que lo hizo con Pablo. La soberanía de Dios significa que no tenemos que preocuparnos por el resultado final, Él tiene el control completo aunque no siempre sea fácil verlo en el momento.

El propósito de Dios es que tú, al igual que Pablo, testifiques; donde quiera que vayas, testifica; cuando sea apropiado, da tu testimonio. Tu vida es un testimonio incluso cuando no estás hablando. No esperes hasta que todo vaya bien; en realidad, a veces tu testimonio es más poderoso en tiempos difíciles.

Debemos pedir a Dios el mismo coraje que le dio al apóstol Pablo para que dar testimonio acerca del nuestro Señor dondequiera que vayamos.

¿Crisis? ¿Oposición? ¿Injusticia? Recuerda que Dios aprovechará cualquier cosa para alinearte a tus destino en esta tierra!!

Con amor… Dr. José Félix!!

Leave a reply

Estudiosjunio 09, 2020

TERMINAR BIEN

Salmos 71:9-18
Hace unos días me quedé meditando en cuan rápido pasan los años, mi hija Iris me estaba cortando el cabello y el pelo cano (gris) caía al piso. De inmediato pensé: ¡Me estoy haciendo viejo! En realidad no lo estoy tanto, apenas acabo de llegar a los 60´s, pero pareciera que en esta edad el tiempo pasa más rápido.

El único tipo de «gris» aprobado en la Biblia es el «pelo gris», el cual es visto como una honrosa corona que se obtiene en el camino de la justicia (Proverbios 16:31). Este versículo me anima poderosamente, porque sé que ahora puedo entregar algo que muchas personas necesitan: ¡Sabiduría!

¡El salmista está decidido a terminar bien su recorrido en esta tierra y clama con fuerza a Dios! No me deseches en el tiempo de la vejez; Cuando mi fuerza se acabare, no me desampares. Aun en la vejez y las canas, oh Dios, no me desampares, hasta que anuncie tu poder a la posteridad, y tu potencia a todos los que han de venir (Salmo 71:9,18).

Pareciera que entre más tiempo pasa, las fuerzas disminuyen, y la fragilidad trae consigo cobardía para emprender mayores y grandes proyectos. El estancamiento viene después que nos sentimos disminuidos, parece que la quietud se hace más presente que la hiperactividad de la juventud.

¡El salmista pone con traste el terminar bien con el terminar humillado! Ciertamente podemos terminar en honra, en victoria, prosperidad, o podemos terminar trágicamente humillados. El sabio dijo: Corona de honra es la vejez que se halla en el camino de justicia (Proverbios 16.31). Esto es motivante, saber que el caminar en justicia nos depara una corona de honra en la vejez.

Una parte clave de terminar bien en esta vida es planificar la sucesión, que y a quién le dejaremos un legado. Hasta que anuncie tu poder a la posteridad, y tu potencia a todos los que han de venir (Salmos 71.18). Se ha dicho que es importante seguir a un Pablo, formando a un Timoteo. Un David dejado una gran herencia a un Salomón. ¡Mi compromiso esta ahí, la senda en que caminamos nuestra vida! ¡Un camino de justicia!

¡Terminaré bien! ¡Llegaré hasta al final en honra y victoria! ¡Seré valiente para emprender proyectos gloriosos y la cobardía no será parte de mi destino!

Y el mismo Dios de paz os santifique por completo; y todo vuestro ser, espíritu, alma y cuerpo, sea guardado irreprensible para la venida de nuestro Señor Jesucristo (1 Tesalonicenses 5.23).

Leave a reply

Estudiosmayo 27, 2020

EL RESPLANDOR DE SU GLORIA

¿A dónde desapareció Isaac? Esta pregunta ha ocasionado numerosas retóricas y conjeturas – ¿Adónde fue Isaac después del sacrificio? Las Escrituras nos relatan solamente acerca del regreso de Abraham. Y volvió Abraham a sus siervos, y se levantaron y se fueron juntos a Beerseba; y habitó Abraham en Beerseba (Génesis 22.19). Isaac fue con Abraham al monte Moriah donde sería sacrificado, después de aquella extraordinaria experiencia Isaac desaparece del escenario.

Ni siquiera se presenta en la muerte de su madre. Después de esto sepultó Abraham a Sara su mujer en la cueva de la heredad de Macpela al oriente de Mamre, que es Hebrón, en la tierra de Canaán (Génesis 23.19). Y no se sabe a ciencia cierta donde se refugio en ese tiempo que puede haber sido meses o años.

Isaac desapareció y no vuelve aparecer hasta justo antes de su encuentro con su futura esposa. Y venía Isaac del pozo del Viviente-que-me-ve; porque él habitaba en el Neguev. Y había salido Isaac a meditar al campo, a la hora de la tarde; y alzando sus ojos miró, y he aquí los camellos que venían (Génesis 24.62-63). Isaac había vuelto del pozo del Viviente-que-me-ve. Si no sabes Hebreo, este nombre no significa nada. Sin embargo, en Hebreo, tiene un significado profundo: “¡El pozo del que me ve vivo!”

Mientras Isaac había desaparecido del escenario de los hombres, nunca desapareció de la vista de Dios. Aunque sus padres no han podido verlo (y probablemente estaban preocupados), y aunque no era visible a nosotros, Dios si lo vio y sabía todo acerca de él – tal como ve a ti y a mí: ¡El que me ve vivo! Esto es extraordinario, Isaac fue estirado a un nivel glorioso de fe en ese tiempo apartado con el Dios viviente.

En ese tiempo de retiro de Isaac, Abraham envía a su criado a buscar esposa para su hijo. El encuentro es sumamente extraordinario. Rebeca también alzó sus ojos, y vio a Isaac, y descendió del camello; porque había preguntado al criado: ¿Quién es este varón que viene por el campo hacia nosotros? Y el criado había respondido: Este es mi señor. Ella entonces tomó el velo, y se cubrió (Génesis 24.64-65).

Rebeca, una mujer joven, toma una decisión increíble que cambia su vida: dejar su hogar e ir a Canaán a casarse con Isaac. La traducción hebrea dice que cuando Rebeca ve a Isaac por primera vez, ¡literalmente se cae de su camello! La traducción al español – se bajó enseguida del camello (Génesis 24:64) -, no refleja correctamente el hebreo, que indica que Rebeca se cayó en lugar de un descenso normal. Pero la verdadera pregunta es: ¿por qué Rebeca se cayó del camello?

¿Qué sucedió antes de que Rebeca se cayera? Isaac había vuelto de Beer Lajay Roi (Génesis 24:62), es decir, del pozo del Viviente que me ve. Este profundo nombre nos dice que, incluso después de hacer su compromiso en el Monte Moriah, cuando Isaac desapareció de la vista de todos, él no desapareció de la vista de Dios. El Padre Celestial lo devolvió luego de la terrible conmoción por la que había pasado: ¡el que me ve, vive!

Luego del tiempo que había pasado con Dios, algunas interpretaciones sugieren que Isaac debe haber estado resplandeciendo con la luz de Dios y brillando con la gloria de Dios. Ella vio su majestuosa apariencia y quedó maravillada por él. Isaac está saliendo del desierto, irradiando la luz de Dios y deslumbra a Rebeca cuando ella posa los ojos en él por primera vez. 
 
Quizás ésta sea otra razón por la cual “ella tomó el velo y se cubrió” (Génesis 24:65). Por supuesto, una novia tenía que estar cubierta ante la presencia del novio. Sin embargo, tanto su caída del camello como el hecho de cubrirse a sí misma tienen más sentido si imaginamos que Isaac brilla y deslumbra a Rebeca.

La misma experiencia que tuvo Moisés cuando estuvo con Dios 40 días con sus noches en El Monte Sinaí. Y aconteció que descendiendo Moisés del monte Sinaí con las dos tablas del testimonio en su mano, al descender del monte, no sabía Moisés que la piel de su rostro resplandecía, después que hubo hablado con Dios. Y Aarón y todos los hijos de Israel miraron a Moisés, y he aquí la piel de su rostro era resplandeciente; y tuvieron miedo de acercarse a él (Éxodo 34.29-30).

¿Qué pasó en El Monte de la Transfiguración? Y se transfiguró delante de ellos, y resplandeció su rostro como el sol, y sus vestidos se hicieron blancos como la luz. Y he aquí les aparecieron Moisés y Elías, hablando con él (Mateo 17.2–3).

Resumimos tres puntos dignos de tomar en cuenta:
1- La intimidad con nuestro Creador esta disponible para el que anhela estar con él.
2- Su esencia, sustancia, trae su resplandor y su gloria es manifestada en nosotros.
3- Su resplandor es visible delante de los que nos rodean.

En la oración sacerdotal, Dios expresa su deseo: Jehová haga resplandecer su rostro sobre ti, y tenga de ti misericordia (Números 6.25). El mismo salmista pidió el cumplimiento de esta promesa: Haz resplandecer tu rostro sobre tu siervo (Salmo 31.16). Nuestro eterno y glorioso Dios es el mismo de ayer, hoy y mañana, podemos vivir esta experiencia en nuestras vidas y ver el cumplimiento de esta promesa de manera tangible hoy mismo.

Con amor… Dr. José Félix!!

Leave a reply

Estudiosmayo 11, 2020

GENERACIÓN EMERGENTE

Isaías 55.8-11
8 Porque mis pensamientos no son vuestros pensamientos, ni vuestros caminos mis caminos, dijo Jehová.
9 Como son más altos los cielos que la tierra, así son mis caminos más altos que vuestros caminos, y mis pensamientos más que vuestros pensamientos.
10 Porque como desciende de los cielos la lluvia y la nieve, y no vuelve allá, sino que riega la tierra, y la hace germinar y producir, y da semilla al que siembra, y pan al que come,
11 así será mi palabra que sale de mi boca; no volverá a mí vacía, sino que hará lo que yo quiero, y será prosperada en aquello para que la envié.

Dios cumplirá de acuerdo a lo que quiere y le place!

  • Estamos entrando en la más grande de las temporadas para la iglesia de Cristo. No habrá un lugar donde la presencia de Dios no se deje sentir con la mayor intensidad que jamás el mundo haya visto.
  • Debemos alinearnos a la agenda corporativa de Dios.
  • Debemos avanzar más rápido que las tinieblas. Para lo cual, el Señor está liberando la potencia de su poder más intensa de lo que podamos imaginar.
  • Lo apostólico y profético serán las armas más poderosas de la iglesia en este tiempo como lo fue en la iglesia primitiva. Así será mi palabra que sale de mi boca; no volverá a mí vacía, sino que hará lo que yo quiero, y será prosperada en aquello para que la envié (Isaías 11.55).

Estamos en los tiempos de la salida de Egipto, donde el pueblo de Dios fue liberado para poseer la casa que el Padre les había otorgado.
Doce señales antes de salir de Egipto, cada uno de ellas fue la respuesta del Señor para destruir un principado. ¡Puedes leer mi libro de Milicia Espiritual y ahí vas a encontrar la definición de estos doce principados!

Moisés no lucho con ejército, no tomó espada, Dios le entregó una vara como el símbolo de un cetro de autoridad. El poder fue manifestada por medio de la declaración hablada, cada palabra que salió de su boca llevaba la autoridad del cielo.
Es un paralelismo con lo que la iglesia vivirá en este tiempo, Dios nos esta activando en la mayor potencia de su poder que jamas nos hayamos imaginado.
¡Una gran confrontación de poderes esta delante de nosotros!

Para esto estamos aquí, tienes que limpiar tu mente, tienes que desalojar todo pensamiento, estructuras mentales, que impiden ver y operar en el poder del reino como Dios lo ha determinado para este tiempo.
Juan el Bautista, Jesús, los apóstoles, dijeron: ¡Arrepentíos, porque el reino de los cielos se ha acercado!
Era necesario un cambio de mentalidad para poder ver, recibir y operar en el poder del reino.

Los apóstoles estaban desesperados por poder operar el poder del reino, ¿Cuándo vas a restaurar el reino a Israel? ¿Cuándo vamos a poder operar el poder del reino como hemos escuchado en estos 40 días? ¡En el tiempo y la sazón! ¡Cuando estés maduro y listo!

¡Dios estará activando una generación emergente de apóstoles y profetas emergentes!
Gente con una mentalidad tan agresiva, enseñable, dedicada, obediente, será el tiempo de los leones viejos entrenado a los leones jóvenes.

¡Un choque de poderes como nunca se ha visto! Los cielos es el escenario de esta gran batalla, una invasión angelical se dejará ver, sentir, de manera tangible y poderosa trabajando de la mano con la iglesia.

Daniel 9.17-22 es nuestra guía de una oración para cambiar una nación!
El ángel Gabriel fue para hacer cumplir la oración de Daniel. …aún estaba hablando en oración, cuando el varón Gabriel, a quien había visto en la visión al principio, volando con presteza, vino a mí como a la hora del sacrificio de la tarde. Y me hizo entender, y habló conmigo, diciendo: Daniel, ahora he salido para darte sabiduría y entendimiento (Daniel 9.21-22).

En Daniel 10:12-14 vemos la reacción del cielo a la oración de un hombre de Dios. ¡Estoy aquí para hacerte entender y asistirte en lo que ha de venir! Mas el príncipe del reino de Persia se me opuso durante veintiún días; pero he aquí Miguel, uno de los principales príncipes, vino para ayudarme, y quedé allí con los reyes de Persia (Daniel 10.13).

Observa lo que dice Pablo en Efesios 2:2
…conforme al príncipe de la potestad del aire, el espíritu que ahora opera en los hijos de desobediencia.

¡Dios nos asigna ángeles para que se cumplan los propósitos del Padre!

  • Dios le dice a Moisés que le enviaría su ángel.
  • Ellos nos ayudan a que la oración profética nos conecte con nuestro destino y propósito divino.
  • Los ángeles tienen comisiones diferentes según nuestra tarea.
  • Como hijos de Dios tenemos acceso al servicio de los ángeles que el Padre asigna para que luchen a nuestro favor.

Pues, ¿a cuál de los ángeles dijo Dios jamás: Siéntate a mi diestra, hasta que ponga a tus enemigos por estrado de tus pies? ¿No son todos espíritus ministradores, enviados para servicio a favor de los que serán herederos de la salvación? (Hebreos 1.13–14).

¡Dios está asignando los ángeles para cumplir cada palabra profética y conectarla con su propósito!

  • Ve el libro de los Hechos y observa cómo un ángel recibe un asignamiento para sacar a Pedro de la cárcel, cumpliendo así la oración de la iglesia.
  • Vemos algo similar con Abraham (Génesis 19.1-2), ángeles conectando la oración de intercesión con su cumplimiento.
  • Dos ángeles fueron a Sodoma a rescatar a su sobrino.
  • En Apocalipsis 8 vemos ángeles conectados para cumplir con la palabra declarada.
  • En Jueces 13.3 un ángel profetiza y da instrucciones para cumplir un propósito divino en el nacimiento de Sansón.
  • María la madre de Jesús vivió una experiencia similar para cumplir la palabra declarada por un profeta (Isaías 7.14).

Los ángeles están atentos a las palabras proféticas. Cuando es el tiempo del cumplimiento de palabras de poder, ellos se activarán para dar cumplimiento y hacer que la historia se cumpla.

  • Después de algunos años los ángeles se movieron para seguir cumpliendo la palabra profética de Isaías.
  • Doce legiones de ángeles estaban atentos atender a Jesús, 72,000 ángeles trabajando para cumplir una palabra declarada (Isaías 53.3-5).

En el día de Pentecostés el Espíritu Santo lleno el lugar donde estaban 120 esperando el cumplimiento de la palabra declarada por Joel.

  • Lenguas repetidas como fuego…
  • Ángeles trayendo el cumplimiento para iniciar una nueva era.

En cada era (temporada) los ángeles se siguen moviendo para conectar la palabra profética desatada.
A- Millones de almas salvas.
B- Una puerta dimensional se abre.
C- Era de milagros y prodigios.
D- Señales y maravillas.

¡Todo se está acelerando! Como nunca veremos palabras que se cumplen de manera extraordinaria.

  • La iglesia se está conectando con su destino en la tierra.
  • Tenemos que alinearnos con la agenda corporativa del Señor.
  • Estamos entrando en la última etapa de la iglesia en la tierra.
  • Tendremos “ángeles parteros” que promoverán la transición a esta temporada.
  • Dios ha gestado grandes promesas que están por parir, los vientres están llenos, es tiempo de partos, nuevos apóstoles y profetas emergentes estarán saliendo a la luz.

Hay cientos de libros donde están registradas grandes historias de la iglesia en la tierra. ¡Pero nunca como este tiempo!
Estaremos viendo lo más extraordinario que podamos imaginar, piensa en algo grande, muy, muy grande… lo puedes ver? será mucho más grande de lo que te estas imaginando!!

Los ángeles están conectando con la gloria venidera a esta generación que Dios está haciendo resurgir, autoridad y un mayor nivel de potencia será impartida.

  • El periodo de gestación se ha terminado. La generación emergente esta aquí. El profeta dijo al Señor… y sólo yo he quedado, y me buscan para quitarme la vida. Y le dijo Jehová: Ve, vuélvete por tu camino, por el desierto de Damasco; y llegarás, y ungirás a Hazael por rey de Siria. A Jehú hijo de Nimsi ungirás por rey sobre Israel; y a Eliseo hijo de Safat, de Abel-mehola, ungirás para que sea profeta en tu lugar (1Reyes 19.14-16).
  • ¡La generación emergente ha llegado!
  • No más demora, es tiempo de parir.
  • Mayor gloria, ministerios que producirán, serán eficaces, mucho fruto para el reino.
  • Un tiempo increíble está a la puerta, los ángeles son asignados para conectarnos a nuestra historia.
  • Todo tipo de géneros de ángeles se han activado.
  • El infierno no prevalecerá sobre la iglesia.

Nos conectamos a los tiempos proféticos, nos alineamos al cielo, nos ponemos de acuerdo con el cielo para que nuestro destino se cumpla en este tiempo. ¡Así sea!

El poder está en tus palabras de acuerdo a tu asignación. Tienes que alinearte a tu destino, no es tiempo de jugar a la iglesita, es tiempo de operar con responsabilidad y ver lo más grande de tu historia.

Entonces Jesús dijo a la higuera: Nunca jamás coma nadie fruto de ti. Y lo oyeron sus discípulos… Y pasando por la mañana, vieron que la higuera se había secado desde las raíces. Entonces Pedro, acordándose, le dijo: Maestro, mira, la higuera que maldijiste se ha secado (Marcos 11.14; 20-21).

¡Una cosa es la fe en Dios, y la otra en la fe de Dios! La fe en Dios nos permite creer en él y tener acceso a sus promesas como sus hijos. La fe de Dios nos impulsa hacer aquello que es imposible en las habilidades humanas. Pero sin fe es imposible agradar a Dios; porque es necesario que el que se acerca a Dios crea que le hay, y que es galardonador de los que le buscan (Hebreos 11.6). La fe en Dios nos coloca en el lugar para ser galardonados, la fe de Dios nos impulsa actuar como Lo haría en él en los momentos más apremiantes.

Viene Pedro y le dice, mira Señor, el árbol se murió. Jesús le dice, eso no es nada, ¡tú le hablarás a las montañas! El problema es que un día dices una cosa y mañana dices otra. No puedes contradecirte en lo que hablas. Lo que hablas tiene que ser sostenido. Al día siguiente día el árbol está muerto. Jesús habló y desde ese momento inició el proceso de muerte. En el momento que lo decretas hay un proceso de cumplimiento. Las cosas comienzan a re-alinearse de acuerdo a lo que hablas.

¡Cuando hablas tu eres el dueño de tus palabras! Si hablas a esa montaña y solamente crees y no dudas, ¡esa montaña no está obedeciendo a Dios sino a ti!

Tú le dices a Dios, Señor como tú lo decidas, y el té contesta, no como yo lo decida sino como tú lo decidas.
Moisés le reclama a Dios, está frente al Mar Rojo y atrás viene Faraón, ¡solo ordena a ese mar que se abra!

Esa montaña se moverá porque Dios dijo que lo haría, ¡cuando tú le hables!, esto quiere decir que en el momento que hablas el proceso comienza, tenemos que permanecer hablando hasta que veamos todo el cumplimiento. ¡No lo verás mañana porque viene en camino! Será hecho, llegará porque no estamos dudando. Estamos actuando con autoridad y todo se alinea a lo natural y al diseño de Dios.

¡Llama a todo lo que está fuera de orden! Llama a las cosas que no son como si fueren. Alínealas a la verdad y su forma natural. 2020 es un año para arar con las palabras, cosecharemos por el poder de nuestras palabras. ¡Todo lo que digamos! Dios dice que hay cosas que nosotros debemos decidir no él, nosotros, hay cosas que están en el derecho que tenemos de hablar con nuestra boca. Dios le dio forma al mundo con sus palabras, ahora tenemos que traer todo al orden de Dios por nuestras palabras. ¡Todo se mueve al sonido de mi voz!

¡Todo lo que hacemos por el poder de nuestra boca se alinea a lo que hablamos! Mis palabras van a re-ordenar mi vida, casa, trabajo, ministerio, finanzas. Todo será alineado al propósito divino. ¡Veré lo que hablo! Estoy a punto de ver algo que nunca he visto. Estoy listo para ir a un lugar donde nunca he ido. Estoy listo para ir a la sobre abundancia.

Con amor… Dr. José Félix!!

Leave a reply

Estudiosmayo 01, 2020

REDISEÑOS

Hola, muchas bendiciones, estoy pasando un tiempo sumamente importante en mi ministerio, es lo que papá Hamon, Chuck y otros profetas me habían venido profetizando, ¡que estaría al frente apostólicamente de asignaciones muy fuertes para este tiempo… estoy en eso! Necesito mucho más de Dios para tener el cuadro completo, mientras tanto, tengo algunas cosas que esta experiencia mundial me está dejando.

No sé si se han dado cuenta que el mundo NO SERÁ IGUAL después de lo que estamos viviendo, el mundo está siendo rediseñado, gobiernos cambiarán, leyes cambiarán, el dinero en el mundo se manejará de una manera diferente, la sociedad cambiará sustancialmente, hay cosas en lo invisible que están ocurriendo mientras pasa esta pandemia que no podemos ver, pero si las sentimos en el espíritu.

Este REDISEÑO del mundo requiere que la iglesia esté lista para entrar en una nueva temporada, necesitamos REDISEÑARNOS a nosotros mismos como hijos de Dios, como Ekklesia, el mundo está confiando en sus expertos para estos REDISEÑOS, de igual manera la iglesia tiene que confiar en sus expertos para traer los diseños del cielo a la tierra. Estamos en una temporada mucho más fuerte de la que estuvo Martín Lutero, Jhon Knox, o el tiempo de la Calle Azuza, Dios sopló y la iglesia trajo cambios que impactaron el mundo, estoy seguro de esto: Lo que viene es mucho más fuerte, ¡los REDISEÑOS del mundo contra los REDISEÑOS de la iglesia!

¡Dios nos está llamando a algo más de lo que estamos haciendo! Se abrirán espacios en todos sentidos, las crisis son espacios de oportunidad donde Dios posiciona a sus hijos para gobernar, tener dominio. Isaac se fue a Gerar en un momento duro, “la segunda hambruna” (Génesis 26.1), pero terminó saliendo de esa tierra como el hombre más poderoso (Ver. 12-16). Este será un tiempo de reacomodo social, financiero, poderes políticos, el mundo se está redefiniendo, será de un momento a otro, los cronistas, historiadores, en décadas próximas escribirán libros de lo que está pasando este 2020, que es la preparación para enfrentar la tercera década de este milenio, donde, obviamente, se está preparando la venida de nuestro Mesías.

Sabemos que todo lo que pasa en este mundo pasa por la voluntad de Dios, ni una hoja de los árboles se mueve sino es por la voluntad del Padre, así que todo lo que está pasando él lo ha permitido porque hay un propósito divino. ¿Este virus fue creado en laboratorio? ¿Procede del contacto con algún animal? ¿Fue impulsado por los grupos que están promoviendo el nuevo orden mundial? ¿Es un trato de Dios con su Ekklesia? ¡Hay muchas preguntas en el aire! Creo que es mejor ir tras el propósito que el Padre tiene en este asunto que ver la raíz. Encuentro dos frentes muy importantes:

Primero, el trato de Dios con el mundo es evidente, esta pandemia de pánico ha provocado que el mundo vuelva su rostro a Dios. Varios presidentes de naciones han puesto su nación bajo las alas de nuestro Señor, han orado y confesado a Jesús de manera pública. Esta es una realidad gloriosa, la gente está más sensible al evangelio, aún los más duros de corazón están volviendo su rostro a nuestro Dios. ¡El campo está listo, el fruto está listo para la gran cosecha!

Segundo, la Ekklesia está siendo probada en todos sentidos, fe, unidad, creatividad, innovación, determinación, firmeza. Definitivamente estamos lejos todavía del final de los tiempos, falta que el cuadro esté completo para la segunda venida de Cristo. Más bien, es una advertencia, un reacomodo, Dios nos puso en el “ring” con un “sparring” para probarnos, lo que viene en camino, eso sí será fuerte, la persecución de los hijos de Dios, donde muchos morirán a causa de su fe en todo el mundo, eso sí será terrible.

Tenemos que aprender las lecciones que el Señor nos está enseñando, esta preparación tiene que ver cómo enfrentaremos el futuro. En Mateo 24 encontramos las señales que el Señor enlistó acerca del fin de los tiempos:

– Respondiendo Jesús, les dijo: Mirad que nadie os engañe.

– Porque vendrán muchos en mi nombre, diciendo: Yo soy el Cristo; y a muchos engañarán.

– Y oiréis de guerras y rumores de guerras; mirad que no os turbéis, porque es necesario que todo esto acontezca; pero aún no es el fin.

– Porque se levantará nación contra nación, y reino contra reino; y habrá pestes, y hambres, y terremotos en diferentes lugares.

– Y todo esto será principio de dolores.

En este primer cuadro el Señor nos hace una advertencia: ¡Mirad que nadie os engañe! Esto es importante, porque por falta de discernimiento podremos pensar qué estamos en el final de los tiempos y no es así.

Estas señales se han cumplido, en menor o mayor intensidad de lo que pensemos que es necesario que ocurrirá, sin embargo, el punto está en la evaluación de los sucesos. ¿Qué intensidad de guerras? ¿Cuántas pestes, de que tipo? ¡No importa la intensidad, nada debería turbarnos porque está escrito y conocemos la Escritura!

¿Porque muchísimos cristianos fueron turbados en esta pandemia? ¿Porque no están firmes en la fe? ¿Son ignorantes de las Escrituras? ¿Están temerosos? ¿No conocen el futuro? Lo cierto es que la novia no está lista para ser presentada delante de nuestro Señor.

Algunos predicadores ya están anticipando que esto es el principio de dolores (Ver. 8), en lo particular, no creo que es así, nada tiene que ver esta pandemia proyectada con mucho miedo por las noticias, con lo que sucederá cuando las guerras sean desatadas y pestes de muerte toquen el mundo. ¿Porque digo esto? ¡La peste negra dejó 25 millones de personas muertas en el siglo XIII, esta pandemia solo ha dejado miles, ni siquiera cientos de miles! ¡La realidad que esta pandemia ha sido más el pánico producido por las noticias que las muertes que ha dejado!

No creo que estamos en “principios de dolores”, esto viene después, insisto, no estamos entrando todavía en esta etapa, la iglesia solo está siendo probada para enfrentar su futuro. ¿Qué es lo que deberíamos lograr en este primer round con el “sparring” del coronavirus?

– La unidad real de la iglesia

– Una renovación de la santidad y pureza de la iglesia

– Activar la iglesia en la oración y búsqueda intensa de nuestro Dios

– Redefinir como hacemos iglesia

– El desarrollo de los cinco ministerios de la Iglesia en plenitud

– Desatar un verdadero evangelismo con señales y prodigios

– Levantar una gran cosecha

Tenemos que ver la otra parte del escenario, el mundo. Muchas cosas se están moviendo en lo invisible, debajo de la mesa, atrás de las cortinas, donde nadie lo puede ver, en las oficinas de las grandes corporaciones, en los capitolios de los gobiernos, en las oficinas de los altos ejecutivos, en la oscuridad de las tinieblas, se están desarrollando los planes más tenebrosos para la humanidad, un rediseño de la manera de vivir, un Sodoma y Gomorra moderno, una sociedad permisiva, sin valores bíblicos, Jesús dijo: Mas como en los días de Noé, así será la venida del Hijo del Hombre (Mateo 24.37).

El tiempo de Sodoma y Gomorra es paralelo a la época de Noe, una sociedad oscura, sin Dios, cuando más tinieblas había en la tierra el juicio fue desatado. ¡Esto ni siquiera es el principio de dolores! Solo estamos siendo entrenados para lo que sigue.

LISTA DE ORACIÓN

1- Debemos enfocar nuestras oraciones para pedir a Dios una conexión vertical a fin de encontrar información del cielo para este REDISEÑO de la Iglesia para este tiempo.

2- Que Dios nos revele los asuntos del reino para un corto, mediano y largo plazo. Donde los diseños del cielo sean claros para nosotros. La unidad en este sentido es lo que puede traer algo muy poderoso a nuestras vidas.

3- Que Dios nos ubique en la posición que debemos tener como hombres y mujeres de Dios. La unción cambiará, seremos sacudidos para tomar la posición correcta.

4- Dios nos dé el valor de hacer de acuerdo a su voluntad. Tenemos que ser valientes para enfrentar el nuevo REDISEÑO de la Iglesia para este tiempo.

Oremos por estos cuatro puntos… ¡¡Además de todo lo que estamos orando!!

Leave a reply

Estudiosabril 08, 2020

LOS VIENTOS DE DIOS

En la Palabra de Dios se describen los vientos provenientes de los diferentes puntos cardinales: Norte, sur, este y oeste. Estos vientos no sólo pretenden detallar situaciones naturales sino que tienen una connotación espiritual para aplicar en nuestras vidas y saber que vientos vienen soplando. A continuación detallaremos brevemente cada uno de los vientos:

1.VIENTO DEL ESTE O VIENTO ORIENTAL. También la Biblia menciona a este viento como “viento solano”. Este viento representa: un viento de destrucción y devastación.

Génesis 41:6, 23, 27 “… abatidas del viento solano”
Exodo 10:13 “… el viento oriental trajo la langosta”
Salmos 48:7 “con viento solano quiebras…”
Ezequiel 17:10 “¿No se secará del todo cuando el viento solano la toque?”
Ezequiel 19:12 “… el viento solano secó su fruto”
Ezequiel 27:26 “… viento solano te quebrantó”

Al leer estos pasajes bíblicos sobre este viento, vemos la connotación de destrucción y devastación. Estos vientos traen juicio, castigo, que produce muerte, deterioro, retroceso.

2.EL VIENTO DEL OESTE O VIENTO OCCIDENTAL. Este viento representa: Un viento de liberación. Dios mismo sopla para traer sanidad y limpiar la atmósfera de toda plaga.

Exodo 10:19 “trajo un fortísimo viento occidental, y quitó la langosta…”
Es importante destacar que Exodo 10:13 dice que el viento del este u oriental trajo la langosta.

3.EL VIENTO DEL NORTE. Este viento representa un viento limpiador y refrescante.

Job 37:9, 21-22 “dorada claridad”, “frío o fresco”
Proverbios 25:23 “el viento del norte ahuyenta la lluvia”

Estamos viendo el viento que nos traer frescura al alma, momentos donde depositamos nuestro cansancio en las manos del Creador y eso nos impulsa a seguir adelante.

4.EL VIENTO SUR. Representa: Un viento agradable, sosegador, que trae paz.

Job 37:17 “… sosiega la tierra con el viento del sur”
Cantares 4:16 “Aquilón” = viento del norte; “Austro” = viento del sur.

Este viento nos trae seguridad de que Dios esta en control de todas las cosas, no tenemos temor, avanzamos en paz y tranquilidad, el Señor dice, yo soy poderoso, camina conmigo, no temas.

EN RESUMEN
Además del soplido de los vientos naturales, los cuales por cierto tienen un significado espiritual como hemos visto, existe un viento superior que es el viento del Espíritu Santo, el cual es totalmente sobrenatural. Es el viento que entró el día del Pentecostés donde todos los 120 fueron llenos del Espíritu. Es el viento que siempre nos envuelve de amor y ternura.

En el conocido pasaje de Ezequiel 37, vemos que en una situación desesperada, desértica, el profeta hizo algo que Dios le dijo en el versículo 9: “Y (el Señor) me dijo: Profetiza al espíritu, profetiza, hijo de hombre, y di al espíritu: Así ha dicho Jehová el Señor: Espíritu, ven de los cuatro vientos, y sopla sobre estos muertos y vivirán”

Aquí es conveniente diferenciar la palabra “espíritu” con minúsculas y “Espíritu” con mayúsculas. La primera se refiere a la situación que estaba necesitada del toque de Dios, la segunda se refiere al Espíritu Santo de Dios, qué imparte vida.

Lo que sucedió aquí es que hay una sumatoria de los cuatro vientos (norte, sur, este y oeste). Meteorológicamente hablando es imposible que los cuatro vientos soplen a la misma vez sobre un mismo lugar, pero por lo leído vemos que el Espíritu Santo puede hacerlo, para impartir vida sobe algo muerto, seco, desértico.

¡Imagine la intensidad del viento de Dios como puede ser! Es un torbellino inexplicable el cual retira la muerte y trae la vida. Es el mismo Dios, como sopló vida sobre Adán, así esta soplando vida donde no la hay.

Para terminar, le comparto otro pasaje que nos muestra lo que hace el viento del Señor. Leemos en Números 11 que el pueblo se estaba cansando de comer maná y sucedió lo siguiente: “Y vino un viento de Jehová, y trajo codornices…” (Número 11.31). Independientemente de analizar lo qué sucedió después (Números 11.33-35), lo que estamos tratando en este estudio es el alcance del viento del Señor.

El viento de Dios trae algo del cielo a la tierra, para suplir una necesidad, para resolver un problema de hambre o para echar fuera un destructor, o hasta para retirar una plaga.

¡Qué el viento de Dios sople y se lleve esta peste! En este momento debemos orar y pedirle a Dios que sople en nuestros hogares, caminar por toda tu casa, profetiza, hijo de hombre, profetiza, dile a ese virus que salga de la atmósfera donde vives, que tu colonia, barrio, ciudad, quede libre de esa plaga, la promesa esta vigente: Porque has puesto a Jehová, que es mi esperanza, al Altísimo por tu habitación, no te sobrevendrá mal, ni plaga tocará tu morada (Salmos 91.9-10).

Estamos frente a la manifestación de Dios más grande que jamás hayamos visto: Creí, por lo cual hablé, nosotros también creemos, por lo cual también hablamos (2 Corintios 4.13). ¡Profetiza hijo(a) de hombre… profetiza!

Con amor… Dr. José Félix!!

Leave a reply

Estudiosmarzo 17, 2020

LA REINA DE SABÁ

Oyendo la reina de Sabá la fama que Salomón había alcanzado por el nombre de Jehová, vino a probarle con preguntas difíciles (1 Reyes 10.1).

¿Puedes ubicarte en la historia? Esta mujer que gobierna en una nación viene para evaluar la sabiduría de Salomón. Ella llega cargada de los regalos más grandes que jamás alguien habría traído al rey. Y dio ella al rey ciento veinte talentos de oro, y mucha especiería, y piedras preciosas; nunca vino tan gran cantidad de especias, como la reina de Sabá dio al rey Salomón. La flota de Hiram que había traído el oro de Ofir, traía también de Ofir mucha madera de sándalo, y piedras preciosas (Ver 10-12).

La reina venía no solo a conocer a Salomón, sino a honrarle por la sabiduría que Dios le había otorgado. La historia y la arqueología han demostrado la existencia de Makeda, una reina que gobernó desde las profundidades del desierto a una civilización rica y floreciente, que se extendía desde el sur de Arabia hasta el “cuerno de África”, con un importante comercio de productos exóticos y que adoraba a los dioses del sol, la luna y las estrellas y que posteriormente adoptó el monoteísmo en la figura de Jehová después de su viaje a Jerusalén. Sin duda un personaje rodeado de leyendas que ha superado la historia y que se ha convertido en mito.

Lo cierto es que esta mujer deja una perspectiva muy grande la mujer profética que se apasiona por alinear su corazón con las verdades del reino de una manera agresiva y violenta. ¿Dónde hallar la sabiduría? La reina de Saba escuchó hablar de un hombre sabio llamado Salomón y fue a buscarlo, ella entendió el secreto de obtener la sabiduría:

Proverbios 4:5-9
Adquiere sabiduría, adquiere inteligencia; No te olvides ni te apartes de las razones de mi boca;
No la dejes, y ella te guardará; Amala, y te conservará.
Sabiduría ante todo; adquiere sabiduría; Y sobre todas tus posesiones adquiere inteligencia.
Engrandécela, y ella te engrandecerá; Ella te honrará, cuando tú la hayas abrazado.
Adorno de gracia dará a tu cabeza; Corona de hermosura te entregará.

La reina escuchó la fama de Salomón, el hombre más sabio en la tierra y decidió ir en busca de lo que ella consideraba lo más valioso. También entendió un gran secreto: Compra la verdad, y no la vendas; La sabiduría, la enseñanza y la inteligencia (Proverbios 23.23). La sabiduría requiere inversión, hay que comprarla, no llega sola, así que ella llevó los regalos más grandes que nadie pudo llevar jamás a Salomón.

La mujer profética es entendida, sabe que la sabiduría necesita la habilidad mental, de otra manera se desperdiciará. ¿De qué sirve el precio en la mano del necio para comprar sabiduría, no teniendo entendimiento? (Proverbios 17.16). El entendimiento es la inteligencia aplicada. La mujer sabia edifica su casa, pero la necia la destruye. ¡De qué sirve tener sabiduría si no estamos dispuestos a usarla adecuadamente!

Hay muchas historias y mitos alrededor de la reina de Sabá, lo cierto es que la decisión de ir a sentarse con el hombre más sabio nos deja una gran enseñanza, buscar y comprar la sabiduría en este tiempo puede ser muy determinante para lograr atrapar los diseños de Dios para la casa de la mujer profética. En respuesta a esta decisión, Salomón pidió a la reina tomar todo lo que deseara llevar a su reino.

La mujer profética tiene una la intuición agudizada. Y viendo la reina de Sabá la sabiduría de Salomón, y la casa que había edificado, y las viandas de su mesa, las habitaciones de sus oficiales, el estado de sus criados y los vestidos de ellos, sus maestresalas y sus vestidos, y la escalinata por donde subía a la casa de Jehová, se quedó asombrada (2Crónicas 9.3-4). ¡La sabiduría de Salomón fue expresada en forma visible y tangible! La reina quedó asombrada con todo lo que veía. Ella se dió cuenta que la sabiduría aplicada produce excelencia en la vida.

Es digno de honrar a la reina de Sabá por su decisión de aprender, invertir, esforzarse por obtener la sabiduría que sería aplicado a su reino. Y dijo al rey: Verdad es lo que había oído en mi tierra acerca de tus cosas y de tu sabiduría; pero yo no creía las palabras de ellos, hasta que he venido, y mis ojos han visto; y he aquí que ni aun la mitad de la grandeza de tu sabiduría me había sido dicha; porque tú superas la fama que yo había oído (2 Crónicas 9.5-6). ¡Mi la mitad de tu grandeza de tu sabiduría! ¡Superas la fama que yo había oído!

La pregunta es para la mujer profética de hoy: ¿Qué haces para obtener sabiduría? Las decisiones dejan acciones, lo que se ve y lo que se toca, la excelencia de lo que se vive. ¡Es lindo ver que Dios nos abre su corazón para obtener la sabiduría desde su trono y nosotros tenemos acceso a lo mejor del cielo para nuestras vidas. Eso se debe traducir en algo visible y tangible.

¡La inversión siempre es regresada! Dios no se queda con nada cuando decidimos invertir en la sabiduría. Y el rey Salomón dio a la reina de Sabá todo lo que ella quiso y le pidió, más de lo que ella había traído al rey. Después ella se volvió y se fue a su tierra con sus siervos (2 Crónicas 9.12). El rey honró a esta mujer dándole mucho más de lo que trajo. ¿No es esto extraordinario?

Amada mujer profética, invierte en sabiduría, por favor, cuando sea el momento, toma el dinero necesario para pagar cursos, talleres, libros, viajes de aprendizaje, no escatimes nada para crecer en sabiduría, todo será regresando por nuestro Rey en el momento justo.

Con amor… Dr. José Félix!!

Leave a reply

Estudiosenero 31, 2020

EL PODER DE LA HONRA

Cuando David llamó a Mefi-boset ante él, el hecho causó gran temor en el corazón de Mefi-boset por causa de que era pariente de Saúl quien había tratado muchas veces de matar a David, pero David hizo lo inesperado y lo honró al grado de hacerlo sentar en la mesa del rey. El rey David no hizo esto por causa de quién era Mefi-boset, sino por lo que representaba; él era el hijo de Jonatán, a quien David amó con toda su alma (2Samuel 9).

Nosotros honramos a una persona basados en nuestra percepción de su importancia o la importancia de aquellos a quienes representa. La palabra griega en este mandamiento es timao, la cual expresa, “valorar”, e implica reverencia.
La reverencia por las personas se desarrolla por un temor apropiado del Señor, ya que es Dios quien creó a todos los seres humanos y quien ha establecido las diferentes estructuras de autoridad.

Por tanto, el verdadero honor está basado sobre nuestra percepción de poder, majestad, y santidad de Dios. La reverencia a Dios nos debería impulsar a honrar a cada persona en autoridad como un representante de Dios, ya que Él los creó a su imagen y semejanza y los ha puesto sobre nosotros para nuestro beneficio personal. Es a base de esto que Dios nos instruye: Honrad a todos. Amad a los hermanos. Temed a Dios. Honrad al rey (1Pedro 2:17).

La avaricia y el orgullo personal, destruyen nuestra habilidad de honrar a Dios o a aquellos que lo representan. En Marcos 12, Jesús enseñó esta verdad por medio de la parábola de un hombre rico que envió a uno de sus siervos a una viña distante que tenía. Los encargados de cuidar la viña golpearon al siervo y lo enviaron de regreso en vez de honrarlo como un representante del dueño y de entregarle el fruto de la tierra.

El hombre rico continuó enviando más siervos, pero los que cuidaban la viña siguieron empleando la misma actitud abusiva e irrespetuosa en contra de ellos. Finalmente, el hombre decidió enviar a su propio hijo pensando que como era el hijo del dueño de la viña, lo iban a respetar y a honrar; pero los labradores malvados se dijeron entre ellos: Este es el heredero; venid, matémosle, y la heredad será nuestra (Marcos 12:7). Por causa de que aquellos labradores fracasaron en honrar la autoridad de aquellos siervos y el hijo que le representaban, ellos mismos fueron muertos cuando vino el dueño de la viña y los destruyó.

Nosotros no nacemos con la tendencia natural de honrar a Dios y a los demás. Aprendemos a honrar cuando aprendemos a temer a Dios. Otorgar honor no depende del valor del que lo recibe, sino que, es una decisión voluntaria de dar valor incondicional a una persona por causa de lo que es o lo que representa.

No hay duda de que nuestros padres nos fueron dados por Dios. No solamente fueron creados por Dios, sino que ellos fueron escogidos para traernos al mundo y a quienes se les confió la responsabilidad de entrenarnos en el temor y la amonestación del Señor.

Cuando se nos haga difícil honrarlos, por su decisión de creer que no pensamos lógicamente, debemos considerar: ¿Qué es lo que Dios quiere decirme a través de ellos? Preguntémonos a nosotros mismos si consideramos a cada persona como un representante de Dios. ¿Cómo cambiarían nuestras actitudes y nuestro comportamiento hacia ellos?

En lo personal tengo un equipo apostólico que me ayuda administrar nuestra casa Redime. Ellos viajan equipando las congregaciones, ayudando en el crecimiento y extensión del reino, de acuerdo a nuestro llamado. Cómo reciben a mi equipo es la honra que me están dando. La reverencia hacia mi paternidad se derrama sobre los que son enviados desde nuestra oficina apostólica.

He escuchado a personas decir, apóstol, le honro, pero al momento de la acción, se nota la falta de reverencia, prometen y no cumplen, no hacen lo que dicen, las excusas son de todo tipo, conjeturas de su debilidad mental; el infortunio de su poca cultura de honra es claramente visible en la pobres acciones que manifiestan hacia la autoridad paternal que Dios me ha dado.

El apóstol Pablo escribe a Filemón para pedirle un favor: Por lo cual, aunque tengo mucha libertad en Cristo para mandarte lo que conviene, más bien te ruego por amor, siendo como soy, Pablo ya anciano, y ahora, además, prisionero de Jesucristo (Filemón 8–9). Pablo estaba esperando que al momento de recibir a Onésimo le dieran la reverencia o la honra cómo se la estarían dando al mismo apóstol. A decir verdad, adolecemos mucho en el cuerpo de Cristo sobre este asunto de honrar, debemos aprender y crecer en la gracias del Señor para ser personas que honremos sin límites.

Con amor… Dr. José Félix!!

Leave a reply

Estudiosdiciembre 04, 2019

PATERNIDAD

Paternidad

Dentro de la restauración de todas las cosas como es declarado en el libro de Los Hechos 3.21, está la restauración de la paternidad en el cuerpo de Cristo. La mayoría de los ministros de Dios necesitan tener una transición de ser buenos líderes y elocuentes predicadores, a buenos padres. Esta restauración es toda una realidad y los apóstoles que Dios está levantando están impartiendo esa gracia especial sobre los pastores, quienes a su vez la están derramando sobre los hijos de Dios.

¿Por qué la restauración de la paternidad? ¡Porque es la forma en que podemos conocer el corazón paternal de Dios! Todos tenemos la necesidad de conocer el amor de un padre, de ser tratados con la ternura de Cristo (2Corintios 10.1) y recibir la dirección de una persona madura que nos guíe a una vida exitosa en esta tierra.

Esta necesidad de paternidad ha sido aprovechada por malos líderes que han abusado manipulando vidas. Dios dio dominio a Adán y Eva sobre toda la creación pero no sobre el ser humano mismo. ¡El hombre no tiene la autorización del Creador para dominar al hombre! En la verdadera paternidad bíblica no entra el control, sino el sometimiento mutuo, el respeto, la honra, manifestando el amor de Cristo en todas nuestras acciones.

Es cierto que el diseño de Dios para su reino celestial difiere totalmente de la estructura ideológica de los reinos terrenales establecidos por el ser humano. Dios le dio autoridad al hombre en Génesis 1.26-28 de que todo hombre tuviera dominio sobre toda la tierra, y lo puso como gobernador en este mundo. Esta instrucción NO incluye que gobiernen unos sobre otros, sino que ejerzan este dominio de una manera colectiva administrando el planeta y sus recursos de una manera conjunta. El plan perfecto de Dios es que seamos un reino de reyes, es por esto que Jesús es llamado Rey de reyes y Señor de señores, como el apóstol Juan lo declara en Apocalipsis 5.10.

Basado en esta verdad, la paternidad verdadera no incluye que el ser humano tenga dominio o gobierno al estilo terrenal sobre otros seres humanos. Esta labor paternal de influencia positiva deja corazones restaurados y con un espíritu humilde sirven al Señor con mayor pasión. Apacentad la grey de Dios que está entre vosotros, cuidando de ella, no por fuerza, sino voluntariamente; no por ganancia deshonesta, sino con ánimo pronto; no como teniendo señorío sobre los que están a vuestro cuidado, sino siendo ejemplos de la grey (1Pedro 5.2-3).

La paternidad está basada en un espíritu de sometimiento voluntario actuando con humildad para mantener una relación de amor los unos con los otros. Esta relación perfecta se establece cuando estamos dispuestos a respetar para ser respetados, amar para ser amados, honrar para ser honrados.

El plan original de Dios desde el principio fue:

  1. Establecer una familia, habiéndonos predestinado para ser adoptados hijos suyos por medio de Jesucristo. Establecer un reino, no una organización religiosa.
  2. Establecer un reino de reyes y sacerdotes, con un gobierno basado en el servicio incondicional, que es nuestro llamado supremo.
  3. Establecer una relación estrecha con el ser humano.
  4. Extender su gobierno celestial en la tierra como en el cielo.
  5. Influenciar la tierra desde el cielo a través de la humanidad.

Cuando la paternidad sea restaurada de una manera real, Dios tendrá un ejército de hombres y mujeres con la esencia del amor de Dios manifestada por verdaderos padres que saben expresarlo con pasión.

Por muchos años la Iglesia de Cristo ha sido dirigida por “sistemas de gobierno” que cada organización y sus líderes selecciona, la mayoría de estos sistemas han dejado muchas personas heridas, dañadas, por el abuso de autoridad y nula paternidad en sus acciones. Este es el tiempo que Dios ha escogido para sanar estos corazones y restaurar el espíritu de paternidad en el cuerpo de Cristo.

En el libro de Génesis 17.3-8 vemos a Dios hablando del precursor de la fe Abraham para ser padre de multitudes: He aquí mí pacto es contigo, y serás padre de muchedumbre de gentes (Ver. 4). Además, sería multiplicado en grande manera en todos sentidos incluyendo la prosperidad material, lo que sería la herencia para su descendencia.

Un día mi hijo José Félix Jr. me dijo: Papá, el hijo edifica en los cimientos del edificio del padre. Muchas personas son huérfanos por lo que no tienen herencia, sus logros dependen de sus propios esfuerzos y su perseverancia en la vida. ¡El padre tiene una herencia para sus hijos! Toda verdad Bíblica tiene una verdad paralela y podemos aplicar esta verdad de la Escritura en la paternidad espiritual: La casa y las riquezas son herencia de los padres (Proverbios 19.14).

Debemos enseñar estos principios sobre la paternidad, que cada creyente sea tocado por la Espíritu Santo y cada verdad quede impregnada hasta lo profundo de su ser para disfrutar una relación sana, efectiva, donde conozcamos el corazón del Padre eterno a través de padres espirituales en la tierra.

A través de la escritura del profeta, Dios nos deja un gran desafío (Malaquías 4.5-6): ¡Darnos la oportunidad de practicar la paternidad de una manera genuina!

PRINCIPIOS
1- Todos necesitamos tres padres
Somos seres tripartitas: Espíritu, alma y cuerpo, cada área de nuestro ser practica de manera natural la paternidad.

  • Espíritu: Ahora, así dice Jehová, Creador tuyo, oh Jacob, y Formador tuyo, oh Israel: No temas, porque yo te redimí; te puse nombre, mío eres tú (Isaías 43.1).
  • Cuerpo: Padre físico: Honra a tu padre y a tu madre, que es el primer mandamiento con promesa; 3para que te vaya bien, y seas de larga vida sobre la tierra (Efesios 6.2–3).
  • Alma: Porque aunque tengáis diez mil ayos en Cristo, no tendréis muchos padres; pues en Cristo Jesús yo os engendré por medio del evangelio (1Corintios 4.15).

¿Quiénes son los padres y quiénes los hijos?

  • Es importante tener una visión amplia para entender la mente de Dios con respecto a la paternidad.
  • Creo que la restauración está enfocada total y absolutamente hacia que los hijos de Dios podamos conocer el corazón paternal de Él a través de hombres y mujeres del Señor en la tierra.
  • Cuando conocemos a un padre espiritual representado por un hombre o mujer de Dios en la tierra, estamos conociendo el corazón paternal del Señor para nosotros sus hijos.
  • Dios desarrolla ese corazón paternal en sus siervos para que ellos abracen esa unción de padre y la impartan a los hijos de Dios.

Tomando esta verdad como un fundamento, podemos proyectar la unción paternal en los diferentes niveles del Cuerpo de Cristo. Un apóstol hace las veces de un padre para los ministros de Dios (Efesios 4.11), quienes a su vez son padres para otros hijos de Dios.

La paternidad debe ser restaurada en toda su plenitud. El apóstol Juan menciona nueve veces, en su primera epístola, nueve veces la palabra “hijitos”, aludiendo a su paternidad con sus discípulos. Si Pablo dice que el engendró hijos, fue nodriza, Juan les dice hijitos, ¿por qué en el cuerpo de Cristo hoy no iniciamos la impartición de la paternidad en nuestras comunidades cristianas?

2- Paternidad espiritual genuina
La identidad paternal es cuando el hijo se identifica plenamente con “su” padre y el padre se identifica con el hijo para establecer una relación de paternidad real y verdadera. Cuando esa relación se afirma, el ADN del padre espiritual es impartida sobre el hijo. ¿Cómo identifico una paternidad espiritual genuina?

  • La paternidad conlleva implica cuidados, atención, amor, unidad, cercanía, confianza, compasión, respeto, honor, y futuro (herencia).
  • Es irrompible porque el amor cubre multitud de faltas, si el padre se equivoca, el hijo le ayuda, si el hijo tiene una falta, el padre lo corrige y le restaura.
  • Hay una responsabilidad mutua, roles que ambos tienen que cumplir. ¡Aunque el padre tiene mayores responsabilidades que el hijo!
  • Hay un futuro conjunto, planes que se elaboran en unidad y se hace una sinergia para alcanzarlos.

He aquí, por tercera vez estoy preparado para ir a vosotros; y no os seré gravoso, porque no busco lo vuestro, sino a vosotros, pues no deben atesorar los hijos para los padres, sino los padres para los hijos. Y yo con el mayor placer gastaré lo mío, y aun yo mismo me gastaré del todo por amor de vuestras almas, aunque amándoos más, sea amado menos (2Corintios 12.14–15).

3- Paternidad es cercanía e intimidad
En 1Tesalonicenses 2.11-12 Pablo dice: Así como también sabéis de qué modo, como el padre a sus hijos, exhortábamos y consolábamos a cada uno de vosotros, y os encargábamos que anduvieseis como es digno de Dios, que os llamó a su reino y gloria.

El padre es sabio para dirigir al hijo y llevarlo al éxito. Le exhortará cuando sea necesario, animándolo y proyectándolo hacia su destino profético. Lo consolará cuando venga el desánimo y en las situaciones difíciles. El padre se preocupará para que sus hijos den un buen testimonio, pues imagen del padre.

En la paternidad es necesaria la disciplina como un medio de corregir el camino. Hemos visto que tanto los hijos de Dios, miembros de una congregación, como los ministros cambian de “cobertura” como cambiar de zapatos porque no permiten la disciplina del padre y prefieren caminar como “llaneros solitarios” antes que aceptar una formación sistemática.

Bien lo menciona Salomón en Proverbios 29.17: Corrige a tu hijo, y te dará descanso, y dará alegría a tu alma. ¡Qué responsabilidad tan grande! El padre tendrá que ser sabio para disciplinar al hijo, y el hijo este deberá ser manso para aceptar la reprensión del padre.

4- La paternidad es una puerta a la prosperidad
En Jueces 17 encontramos una historia muy importante para entender las relaciones paternales. Y había un joven de Belén de Judá, de la tribu de Judá, el cual era levita, y forastero allí. Este hombre partió de la ciudad de Belén de Judá para ir a vivir donde pudiera encontrar lugar; y llegando en su camino al monte de Efraín, vino a casa de Micaía. Y Micaía le dijo: ¿De dónde vienes? Y el levita le respondió: Soy de Belén de Judá, y voy a vivir donde pueda encontrar lugar.
Hasta en este momento, vemos aquel joven vagando en busca de estabilidad. La historia continúa: Entonces Micaía le dijo: Quédate en mi casa, y serás para mí padre y sacerdote; y yo te daré diez siclos de plata por año, vestidos y comida. Y el levita se quedó.

El hijo no escoge al padre, Dios mismo lo envía a su propia casa. Vemos en este pasaje cómo el padre suple tres necesidades en el hijo:
1) Quédate en mi casa. Habla de protección, dirección, y amor;
2) Y serás para mi padre. Describe presencia, cercanía, amistad,, unidad, gobierno, conquista;
3) Y sacerdote. Se entiende como la cobertura, impartición espiritual, legado espiritual.

Cuando el hijo adopta al padre sin pedir la dirección a Dios, la relación padre-hijo no es sólida. Esperaríamos que con el tiempo la relación madurara; sin embargo en la mayoría de los casos, la relación sería inestable debido a que el hombre escogió y no Dios.
El hijo sabio honrará de muchas maneras al padre, reconocerá que lo que es, en su mayoría depende de quién lo creó, formó y envió.
Micaía ofrece: Diez siclos de plata por año, vestidos y comida. Estas tres cosas representan:

  1. Finanzas (diezmos, ofrendas, primicias, semillas de fe), que se refiere a la responsabilidad económica;
  2. Vestido, que representa seguridad, protección;
  3. Comida, representa provisión.

Cuando la relación es establecida, Micaía reconoce: Ahora sé que Jehová me prosperará, porque tengo un levita por sacerdote (Ver 13). El padre es la puerta de la herencia para el hijo, Dios premia la relación sana con prosperidad para la descendencia del padre.

5- El proceso para restaurar la paternidad
En Hechos 3.21 el Dr. Lucas nos habla de la restauración de todas las cosas y vemos que la paternidad es una de esas “cosas”. La restauración se da en procesos. Tomemos la historia de Elías y Eliseo.

  • En primer lugar vemos a Elías y Eliseo siendo compañeros en el camino. Y pasando Elías por delante de él, echó sobre él su manto (1Reyes 19.19).
  • Segundo, se convierten en amigos. En 2Reyes 2 vemos a Elías revelando algunas cosas íntimas a su alumno, eso se llama amistad, cercanía. Cada vez que Elías dice a Elíseo que se quede porque va a ir a algún lugar, él le contesta: Vive Jehová, y vive tu alma, que no te dejaré (2Reyes 2.2).
  • Tercero, se desarrolla una intimidad más profunda. Elías imparte sobre Eliseo revelación, se desarrolla una cercanía profunda.
  • Cuarto, se imparte la paternidad y con ello el legado. Cuando habían pasado, Elías dijo a Eliseo: Pide lo que quieras que haga por ti, antes que yo sea quitado de ti. Y dijo Eliseo: Te ruego que una doble porción de tu espíritu sea sobre mí. Viéndolo Eliseo, clamaba: ¡Padre mío, padre mío, carro de Israel y su gente de a caballo! El espíritu de Elías reposó sobre Eliseo (2Reyes 2.9; 12; 15).

APLICACIÓN
Nuestro desafío es permitir que el Espíritu Santo imparta una unción profética sobre nuestras vidas para que la paternidad sea restaurada en nuestras vidas en plenitud. Ser dóciles con Dios para que la restauración se haga realidad, que nos una como hijos a un padre espiritual verdadero, y disfrutemos la paternidad en las tres dimensiones de nuestro ser: Espíritu, alma y cuerpo.

Sabemos que Dios es nuestro dosel (cobertura), pero nos envía personas que hacen esa labor como sus enviados a bendecirnos con una verdadera paternidad. Y creará Jehová sobre toda la morada del monte de Sion, y sobre los lugares de sus convocaciones, nube y oscuridad de día, y de noche resplandor de fuego que eche llamas; porque sobre toda gloria habrá un dosel (Isaías 4.5).

Dr. José Félix!!

Leave a reply