Tema 22: ¡REINANDO!
Capítulo 02: DONES DEL PADRE
Serie: DONES ESPIRITUALES

Pues si por la transgresión de uno solo reinó la muerte, mucho más reinarán en vida por uno solo, Jesucristo, los que reciben la abundancia de la gracia y del don de la justicia (Romanos 5.17).

“Somos embajadores de Dios en este mundo, para eso operamos los dones espirituales”

PRINCIPIOS
1- ¿Por qué y para qué creó Dios al hombre? La respuesta la encontramos en Génesis 1.26-27. Estos dos versículos nos revelan que el propósito de Dios era y sigue siendo que el ser humano fuera el embajador del cielo en la tierra. Para ello, era necesario diseñar el modelo adecuado para esta tarea tan importante. Si el plan era que gobernara la tierra como se gobierna el cielo, el embajador sería creado a imagen y semejanza de Él.

Dios dijo: Hagamos al hombre a nuestra imagen, conforme a nuestra semejanza; y señoree en los peces del mar, en las aves de los cielos, en las bestias, en toda la tierra, y en todo animal que se arrastra sobre la tierra. Este era el plan de Dios al crear al hombre. Dios dijo: Hagamos … [al hombre a nuestra imagen]. Esto nos muestra la clase de hombre que Dios quería. En otras palabras, Dios estaba diseñando un modelo para el hombre que Él había de crear.

2- El versículo 27 revela la creación del hombre por parte de Dios: Y creó Dios al hombre a su imagen, a imagen de Dios lo creó; varón y hembra los creó. El versículo 28 dice: Y los bendijo Dios, y les dijo: Fructificad y multiplicaos; llenad la tierra, y sojuzgadla, y señoread en los peces del mar, en las aves de los cielos, y en todas las bestias que se mueven sobre la tierra. ¡Un embajador enviado del cielo que gobernara la tierra como se gobierna el cielo! ¿Cómo creó Dios al hombre? Él lo creó a Su propia imagen. Dios quería un hombre que fuera como El mismo. Entonces, es evidente que la posición que el hombre ocupa en la obra creadora de Dios es absolutamente única, pues entre todas las criaturas de Dios, sólo el hombre fue creado a la imagen de Dios.

3- El propósito de Dios consiste en ganar un grupo de personas parecidas a Su Hijo. Cuando leemos Romanos 8.29 vemos el propósito de Dios: Porque a los que antes conoció, también los predestinó para que fuesen hechos conformes a la imagen de Su Hijo, para que sea el Primogénito entre muchos hermanos. Dios desea tener muchos hijos, y que todos estos hijos sean semejantes a Su único Hijo. Entonces Su Hijo dejará de ser el Unigénito, y será el Primogénito entre muchos hermanos.

El plan de Dios se cumple por el hombre, y mediante el hombre Dios satisface Su propia necesidad. Entonces, ¿qué exige Dios del hombre que ha creado? El exige que el hombre gobierne. Cuando Dios creó al hombre, no lo predestinó para la caída. La caída del hombre se narra en el capítulo tres de Génesis, y no en el capítulo uno. En el plan de Dios el hombre fue predestinado para tener dominio.

4- El Espíritu Santo está haciendo una labor constante de purificación en los hijos de Dios. El plan consiste en que un día El se presente a Sí mismo una Iglesia gloriosa. Cristo está esperando que la Iglesia esté preparada y le sea presentada. “La Iglesia gloriosa” en el idioma original significa que la Iglesia es introducida en la gloria. En otras palabras, la Iglesia se vestirá de gloria. ¡Es aquí donde los dones entran en acción! Esta Iglesia vestida de gloria tiene herramientas para manifestar el poder del reino de Dios en la tierra. Los dones perfeccionan a los santos, otros son operados para mostrar el poder y la gloria, y otros nos mantienen en una intimidad con nuestro Padre.

APLICACIÓN
Es una necesidad imperante que los hijos de Dios sean activados en los dones espirituales y operen en ellos de una manera activa y continua. Al mismo tiempo que el río de Dios está siendo limpiado, está siendo aumentado hasta desbordarse. Muchos hijos de Dios están siendo animados por el Espíritu Santo para una búsqueda intensa de la presencia de Dios. Por supuesto que este el primer paso para ganar la confianza de Dios y gobernar con Cristo en esta tierra. En este tiempo, el Espíritu Santo está impulsando al Cuerpo de Cristo a pensar de una manera diferente: ¡No queremos ir al cielo hasta que hayamos ganado este mundo para Cristo!

DECLARACIÓN DE FE
Soy equipado por el poder del Espíritu Santo, recibo los dones del Padre para operar en el poder del reino y ejercitarlos para tener dominio sobre todas las cosas como mi Dios lo ha determinado. Estoy listo para ser un instrumento poderoso en sus benditas manos. Amén!

ORACIÓN
Hermoso Espíritu Santo, por favor incomodame a buscar el más grande avivamiento en mi vida que jamás haya vivido. Anhelo con todo mi corazón ver tu gloria manifestada de manera completa, quiero ser tu instrumento y glorificar tu nombre en este mundo. Amén!

Con amor… Dr. José Félix!!

Leave a reply

EL DON DE MISERICORDIA

Tema 21: EL DON DE MISERICORDIA
Capítulo 02: DONES DEL PADRE
Serie: DONES ESPIRITUALES

Vino a él un leproso, rogándole; e hincada la rodilla, le dijo: Si quieres, puedes limpiarme. Y Jesús, teniendo misericordia de él, extendió la mano y le tocó, y le dijo: Quiero, sé limpio (Marcos 1.40).

“Misericordia define a quienes poseen el don de una fuerte sensibilidad”

PRINCIPIOS
1- Misericordia (gr. ho eleón). Es el que asiste al que se haya en apuros, visitación a enfermos o gente en la cárcel o con algún problema urgente de resolver, asisten a los que están desanimados o apremiados por diversas presiones, extienden su mano de ayuda, manifiestan la compasión y simpatía necesarias para levantarles de su condición física, espiritual, emocional, familiar o económica. Identificarse con el sufrimiento de otros. Establecer relaciones de comprensión, respeto y sinceridad con otros. Para que sea efectivo, este don debe ser ejercido con amabilidad y alegría, no como una obligación.

2- Define a quienes poseen el don de una fuerte sensibilidad; o a aquellos llamados a desempeñar funciones especiales en organismos cristianos de asistencia y ayuda. Esta labor debe hacerse con diligencia y manifestar la disposición del corazón a ayudar con alegría y consolar a los que están necesitados y afligidos. Misericordia significa “compasión” o “virtud que inclina el ánimo a la compasión y al perdón.” También significa “simpatizar con la necesidad de otros” El don de hacer misericordia consiste en mostrar a otros que usted se identifica con ellos en su dolor. Es el don de simpatizar con lo que otros sufren o necesitan para ser felices.

3- ¡Operar en este don es mostrar la virtud misma de Dios! La tarjeta de presentación dice que Dios es misericordioso y piadoso; tardo para la ira, y grande en misericordia y verdad (Éxodo 34.6). Si somos templos del Espíritu Santo nosotros tenemos la imagen y semejanza de Dios en nosotros. Si esto es una verdad, debemos mostrar la misericordia como si Dios mismo la mostrara a través de nosotros. Operar este don no es nada sencillo cuando se quiere hacer en nuestras propias fuerzas. Es necesario que el don esté activado y aprendamos amar lo que Dios ama y aborrecer lo que Él aborrece para estar sintonizados con Él al momento de ver a los demás con ojos compasivos y un corazón listo para ayudar.

4- En el sentido correcto de la palabra misericordia, todos debemos practicarla, ya que la misericordia forma un corazón compasivo y perdonador. Se traduce misericordia de la palabra hebrea Jesed que no es únicamente un asunto de obligación, sino también tiene que ver con generosidad. No solo entra en juego la lealtad, sino también la misericordia. Jesed indica involucramiento y compromiso personal en una relación que sobrepasa los límites humanos.

Y le dijo David: No tengas temor, porque yo a la verdad haré contigo misericordia por amor de Jonatán tu padre, y te devolveré todas las tierras de Saúl tu padre; y tú comerás siempre a mi mesa. Y él inclinándose, dijo: ¿Quién es tu siervo, para que mires a un perro muerto como yo? (2º Samuel 9.7). ¡La condición que Mefi-boset acepta es la de un perro muerto! Sin embargo David decide extender la mano de misericordia y tomar una acción para ayudarle. Actuar a favor de otros no es nada sencillo tratando de hacerlo sin el don activado.

5- Un corazón generoso hace misericordia. Cuando el don es activado, se forma un corazón generoso y generalmente se combina con el don de dar a fin de tener un cuadro completo a favor de los que sufren. En cada congregación deberíamos de contar con un ministerio asociado a la misericordia para ayudar a los que sufren. En cada una de sus acciones Jesús mostró un corazón lleno de misericordia. Vino a él un leproso, rogándole; e hincada la rodilla, le dijo: Si quieres, puedes limpiarme. Y Jesús, teniendo misericordia de él, extendió la mano y le tocó, y le dijo: Quiero, sé limpio (Marcos 1.40). Este es el ejemplo que debemos seguir. El corazón misericordioso de Jesús le motivo a extender la mano y hacer algo por el leproso. Cuando el don es activado, no importa la necesidad de la persona, el impulso de la misericordia será extender la mano para ayudar a los que sufren.

APLICACIÓN
Nuestro mayor ejemplo es y seguirá nuestro amado salvador Jesucristo:

  • Y al ver las multitudes, tuvo compasión de ellas; porque estaban desamparadas y dispersas como ovejas que no tienen pastor (Mateo 9.36). La compasión es parte integral de la misericordia. Ser compasivo es aceptar el dolor de otros y hacer algo por solucionarlo.
  • Y saliendo Jesús, vio una gran multitud, y tuvo compasión de ellos, y sanó a los que de ellos estaban enfermos (Mateo 14.14). La misericordia conlleva la acción para ayudar a solucionar los problemas de otros. Entonces Jesús, compadecido, les tocó los ojos, y enseguida recibieron la vista (Mateo 20.34).
  • Y Jesús, teniendo misericordia de él, extendió la mano y le tocó (Marcos 1.41). La misericordia desata la acción para mejorar la vida de las personas.
  • Tengo compasión de la gente, porque ya hace tres días que están conmigo, y no tienen qué comer (Marcos 8.2). Y cuando el Señor la vio, se compadeció de ella, y le dijo: no llores (Lucas 7.13). La compasión abre y activa los dones espirituales y los pone en acción.

DECLARACIÓN DE FE
Así como Cristo se identificó profundamente con la gente más vulnerable, decido hacer lo mismo y usar mis recursos para ayudar a los que me necesiten. Decido invertir mi vida en el servicio a mi Dios con pasión. Amén!

ORACIÓN
Dios amado, permíteme servirte con integridad, ayúdame a vencer mis debilidades que me detengan en tu servicio, por favor, necesito me actives en este don de misericordia para moverme en el poder del Espíritu y ayudar a los que más necesitan de ti. Amén!

Con amor… Dr. José Félix!!

Leave a reply

Tema 20: EL DON DE PRESIDIR
Capítulo 02: DONES DEL PADRE
Serie: DONES ESPIRITUALES

Os rogamos, hermanos, que reconozcáis a los que trabajan entre vosotros, y os presiden en el Señor, y os amonestan (1 Tesalonisenses 5.12).

“El liderazgo debe ser ejercido con diligencia mostrando el carácter de Cristo”

PRINCIPIOS
1- Presidir (gr. Ho prohistamenos). Es el que está dotado con dones de administración, capacidades y habilidades que permiten, dirigir y supervisar diversas actividades de la Iglesia para el beneficio espiritual de todos. Alude a alguien que se pone al frente en alguna actividad o proyecto haciendo las veces de un líder que dirige a un grupo de personas a una meta definida. El liderazgo debe ser ejercido con diligencia mostrando el carácter de Cristo al tratar con las personas que le dependen. Tiene una gran responsabilidad de dar cuentas a Dios como buenos administradores.

2- Presidir significa también ser cabeza de una junta, congregación o tribunal. En 1 Corintios 12.28 al don se le llama administración, el cual es sinónimo de autoridad y gobierno por administrar un liderazgo con prestancia a favor de objetivos claros.Por tanto, el don de administración se imparte a ciertos miembros del cuerpo de Cristo con el propósito de presidir (dirigir) el cuerpo, ejercer autoridad sobre él, y gobernarlo. Aquellos que tienen a su cargo funciones administrativas, o posiblemente aun a los diáconos.

3- Los apóstoles solicitaron seleccionar algunas personas para el cargo de servicio como líderes para atender las necesidades del pueblo. Buscad, pues, hermanos, de entre vosotros a siete varones de buen testimonio, llenos del Espíritu Santo y de sabiduría, a quienes encarguemos de este trabajo. (Hechos 6.3). ¡En sentido amplio, equivale a suplicar, consolar o instruir! Describe a aquellas personas cuyos dones innatos los califican para aplicar las verdades de Dios a situaciones particulares alentando a otros.

4- ¿Cómo opera el don de presidir? Os rogamos, hermanos, que reconozcáis a los que trabajan entre vosotros, y os presiden en el Señor, y os amonestan (1 Tesalonicenses 5.12). Podemos presidir cuando estamos al frente de alguna comisión que Dios nos ha entregado.
* Presidir es tener autoridad sobre algo o algún proyecto, cuidar, ayudar, ocuparse en, practicar, dirigir, ser el primero en estar al frente de un grupo de personas. Podemos decir al presidir estamos liderando.
* Ser líder es una gran responsabilidad en el reino de Dios porque estamos representando al Rey de reyes. ¡Somos embajadores del reino de Dios en la tierra! En ese sentido cada decisión que tomemos, cada una de nuestras acciones tendrá un efecto directo en los asuntos del reino.
* El liderazgo tiene que ver con la administración de algo que recibimos. Cuando Dios nos entrega el don de presidir, nos entrega una encomienda, comisión, la autoridad y los recursos para lograr dar buenos resultados.
* Como administradores de una comisión debemos ser fieles, firmes y constantes en todo lo que desarrollamos.

5- Presidir es estar al frente, no solo hablamos de un proyecto, sino la gente que participa con nosotros. Esto conlleva una responsabilidad doble, dar buenos resultados del proyecto y ser ejemplo para las personas involucradas. Esto es lo que el apóstol Pablo habla a los corintios en los siguientes versículos. Yo en muy poco tengo el ser juzgado por vosotros, o por tribunal humano; y ni aun yo me juzgo a mí mismo (1 Corintios 4.3). Como una persona que preside, el apóstol está hablando de su vida irreprensible como quien es ejemplo para los que le rodean. Nadie podía juzgarle, no había fallas en su proceder, sus decisiones y acciones eran acertadas, su conducta digna de imitarse como un digno administrador de los asuntos del reino de Dios.

APLICACIÓN
Creo que todo esto se asocia con las palabras de Cristo: Entonces los justos resplandecerán como el sol en el reino de su Padre (Mateo 13.43). Aquellos que en el don de presidir glorifican a Cristo, ellos también serán glorificados con el Señor. El don de presidir hará brillar a Dios, pero también el mismo don nos hará brillar con Cristo. Por esto debemos de actuar de una manera irreprensible, para que el nombre de nuestro Señor Jesucristo sea glorificado en vosotros, y vosotros en él, por la gracia de nuestro Dios y del Señor Jesucristo (2 Tesalonicenses 1.12).

DECLARACIÓN DE FE
Hoy mismo recibo el poder impartido por el Espíritu Santo para ser activado en este don de liderazgo, me comprometo delante de mi Señor a estar al frente de sus proyectos como un buen administrador en esta tierra. Amén!

ORACIÓN
Amado Padre celestial, muchas gracias por darme la oportunidad de ver tu gloria manifestada de una manera gloriosa y poderosa, estoy listo para avanzar a un nivel de gloria mayor, donde pueda ser testimonio al mundo están al frente de grandes proyectos de tu reino. Amén!

Con amor… Dr. José Félix!!   

Leave a reply

Tema 19: DON DE REPARTIR
Capítulo 02: DONES DEL PADRE
Serie: DONES ESPIRITUALES

Había entonces en Jope una discípula llamada Tabita, que traducido quiere decir, Dorcas. Esta abundancia en buenas obras y en limosnas que hizo (Hechos 9.36).

“Este don debe ser ejercido con liberalidad, sin ostentación ni vanagloria”

PRINCIPIOS
1- Repartir (gr. Metadidomi). Es la capacidad que da Dios de despojarse de lo propio para sembrar en la vida de otros, específicamente con generosidad para suplir la necesidad de algún creyente, familia o Iglesia, así como para que se pueda llevar a cabo la obra del Señor. Su significado esencial es dar con un espíritu de generosidad. Entonces José, a quien los apóstoles pusieron por sobrenombre Bernabé (le traducido, Hijo de consolación), levita, natural de Chipre, como tenía una heredad, la venta y el viaje y el precio y lo pusieron a los pies de los apóstoles (Hechos 4.36 –37). Desde un punto de vista técnico se refieren a aquellos que demuestran recursos a quienes no tienen los. Los puntos de medios financieros para apoyar la obra del evangelio. Este don debe ser ejercido con liberalidad, sin ostentación ni vanagloria.

2- igualmente, hermanos, os hacemos saber la gracia de Dios que se ha dado a las iglesias de Macedonia; que en gran prueba de tribulación, la abundancia de su gozo y su profunda pobreza abundaron en riquezas de su generosidad. Pues doy testimonio de que con agrado han dado conforme a sus fuerzas, y aún más allá de sus fuerzas, pidiéndonos con muchos ruegos que les concedió el privilegio de participar en este servicio para los santos (1 Corintios 8.2-5). Vemos en este pasaje como las iglesias de Macedonia abundaron en riquezas de generosidad ya que especificó más allá de lo que humanamente afectado, de hecho, ellos rogaron al apóstol para que les concedió el privilegio de participar en el servicio de dar.

3- Dar es un privilegio. Vemos en el pasaje que el dar se traduce como privilegio. Dios prepara el corazón de las personas que son activadas en el don de dar, para poder considerar el servicio de dar como un privilegio. Aquí entra la gracia de Dios impartida en personas con el amor suficiente para despojarse a sí mismo e impartir lo que tiene a lo demás. Jesús le da un gran valor a despojarse para otros, de hecho es imprescindible para operar en el reino. En Lucas 18 Jesús habla de un joven rico que deseaba heredar la vida eterna, que se traduce en entrar en el reino de Dios. Jesús exhorta a este joven rico a vender sus pertenencias y dar el dinero a los pobres.

4- Había entonces en Jope una discípula llamada Tabita, que traducido quiere decir, Dorcas. Esta abundancia en buenas obras y en limosnas que hizo (Hechos 9.36). Esta hermana Tabita abundaba en buenas obras, incluso en las finanzas bendecía de tal manera que el pueblo se dio cuenta de lo que hizo. No solo podemos ejercitar el don de repartir con finanzas, sino con un esfuerzo físico en beneficio de otras personas. La palabra repartir significa dar, o ser dadivoso. De hecho el dar no necesita definición. Todos comprendemos su significado. Sin embargo, es necesario definir el don de repartir.

5- El dar se asocia con los negocios de Dios. Cuando practicamos el dar, tendremos una gran cantidad de recursos para hacer negocios en el reino, la palabra de Dios dice: Dad, y se os da; medida buena, apretada, remecida y rebosando darán en vuestro regazo; porque con la misma medida con que medís, os volverán a medir (Lucas 6.38). Cuando somos generosos en el dar estaremos preparando nuestras vidas para recibir. De esta manera podremos estar negociando en el reino del Padre para dar buenos frutos en las comisiones que recibimos. 

APLICACIÓN
Pensemos en este don y pidámosle a Dios que sea activado en nosotros.
* El don de repartir puede desarrollar al seguir el ejemplo de otros. Sino que a sí mismos se recibieron [los macedonios] primero al Señor, y luego a nosotros por la voluntad de Dios (2 Corintios 8.5).
* El don de dar es importante para la vida del creyente. Por tanto, como en todo abundáis, en fe, en palabra, en ciencia, en toda solicitud, y en nuestro amor para nosotros, abundad también en esta gracia (2Corintios 8.7).
* El don desde el punto de vista de dadivosidad fue ilustrado perfectamente por el Señor Jesucristo mismo. Por amor a vosotros se hizo pobre, siendo rico, para que ustedes con su pobreza fueron enriquecidos (2 Corintios 8.9).
* *La práctica del don con alegría trae como recompensa el amor de Dios. Porque Dios ama al dador alegre (2Corintios 9: 7).
* Se nos asegura que nuestras necesidades serán suplidas. Y poderoso es Dios para hacer que abunde en vosotros toda gracia, a fin de que, teniendo siempre en todas las cosas todo lo suficiente (2 Corintios 9.8).

DECLARACIÓN DE FE
Recibí el poder de Dios para hacer riqueza con liberalidad, me comprometo a ser un buen administrador de la riqueza que Dios pone en mis manos, seré dadivoso, comprometido con el reino de acuerdo a lo que el Padre me enseña en su palabra . ¡¡Amén!!

ORACIÓN
Precioso y maravilloso Padre de gloria, estoy maravillado de tu gracia sobre mi vida, estoy cada día sorprendido de tu inmenso amor y tu cobertura cada día. Voy a esforzarme para ser sabio y entendido en la operación del don de repartir. Ayúdame para hacer de la manera que sea correcta y que te glorifiquen solo a ti. ¡¡Amén!!

Con amor … Dr. José Félix !!

Leave a reply

Tema 18: EL DON DE EXHORTAR
Capítulo 02: DONES DEL PADRE
Serie: DONES ESPIRITUALES

La palabra de Cristo more en abundancia en vosotros, enseñándoos y exhortándoos unos a otros en toda sabiduría, cantando con gracia en vuestros corazones al Señor con salmos e himnos y cánticos espirituales (Colosenses 3.16).

“La consolación es acerca de hechos pasados. La exhortación de prever el futuro”

PRINCIPIOS
1- Exhortación (gr. paraklesis). El que exhorta proclama la palabra de Dios de tal manera que toca el corazón del oyente, la conciencia y la voluntad, lo estimula a la fe, la cual produce una profunda dedicación a Cristo, el deseo de separarse radicalmente del mundo y manifestar con mayor evidencia los frutos del Espíritu Santo. La operación de este don exige mucha humildad y tacto exquisito. No se trata de llamar la atención para lastimar, sino para enderezar el camino. La exhortación es llamar la atención, rogar, amonestar, exhortar, apremiar a alguien para que siga un curso de conducta, siempre en anticipación, mirando al futuro.

2- ¡En contraste con el significado de consolar, que es retrospectivo, y que tiene que ver con pruebas ya experimentadas! La consolación es acerca de hechos pasados. La exhortación de prever el futuro. Regularmente estamos rogando, animando a ciertos creyentes a que vean por un futuro mejor. En caso de que alguno se desvíe debemos de animarle para que enderece su camino. También se usa la palabra advertir como un medio para exhortar de una situación futura.

3- ¿Cómo opera este don? Observemos algunos pasajes:

  • Animar, empujar, ayudar hacer algo correcto. Amados, por la gran solicitud que tenía de escribiros acerca de nuestra común salvación, me ha sido necesario escribiros exhortándoos que contendáis ardientemente por la fe que ha sido una vez dada a los santos (Judas 3). El apóstol Judas está animando para que los discípulos defendieran ardientemente acerca de su fe. Esta exhortación esta previendo un futuro mejor en la operación de la fe, tal vez, enderezando los pasos de algunos que estaban débiles en la fe y era necesario animarlos a pelear la buena batalla.
  • Motivar a crecer por medio de la verdad. La palabra de Cristo more en abundancia en vosotros, enseñándoos y exhortándoos unos a otros en toda sabiduría, cantando con gracia en vuestros corazones al Señor con salmos e himnos y cánticos espirituales (Colosenses 3.16). Aquí vemos dos dones del Padre operando unidos, enseñanza y exhortación. Por supuesto que los dones pueden ser operados en conjunto, mientras que enseñamos, podemos animar a los discípulos a crecer en la gracia divina.
  • Motivar para hacer lo correcto según la verdad de Dios. Exhortar en el diccionario de la lengua española se define como incitar (una persona con autoridad o derecho) a otra a hacer una cosa o a actuar de cierta forma, mediante razones o ruegos. Entendemos que cuando una persona ha perdido el rumbo puede ser exhortada a volver a la dirección correcta.
  • Re-direccionar la vida. Actualmente el mundo es un enemigo muy fuerte de la fe y frecuentemente tenemos que animar a creyentes a que re-direccionen sus vidas. Por lo que la exhortación en este tiempo es sumamente importante.

4- ¿Quién puede exhortar? ¡Se necesita una gracia especial para hacerlo! No cualquiera puede operar este don por lo delicado que son las relaciones humanas. De hecho regularmente vemos personas que tratan de hacer exhortaciones y terminan dañando el corazón de otros por la dureza de sus palabras. Cuando Dios activa el don, no solo activa el ADN necesario, sino motiva a tener la actitud correcta para hacerlo. La exhortación sin amor de nada sirve. La actitud correcta para exhortar viene de la disposición del corazón y del ADN impartido por el Padre.

APLICACIÓN
Podemos ver ejemplos claros de exhortación en las Escrituras. Debemos aprender que todo hijo de Dios puede ser un portador de una palabra que dará dirección a su hermano.

  • A que fueran sinceros y fieles al Señor (Hechos 11.23).
  • A permanecer en la fe (Hechos 14.22).
  • A llevar a cabo cierta tarea (2Corintios 9.5).
  • En abundar más y más en agradarles (1Tesalonicenses 4.1).
  • Amonestar a los ociosos, alentar a los de poco ánimo, sostener a los débiles, ser pacientes con todos, no pagar mal por mal, y seguir lo bueno (1 Tesalonicenses 5.14-15).
  • A trabajar y comer su propio pan (2Tesalonicenses 3.12).
  • Hacer rogativas, oraciones y peticiones por todos hombres (1Timoteo 2.1).
  • A que fueran prudentes (Tito 2.6).
  • A contender por la fe (Judas 3).

Todos los creyentes deben fijar su atención en este pasaje. Antes exhortaos los unos a los otros cada día (Hebreos 3.13). Los creyentes que ayudan a sus hermanos cada día y están llenos del Espíritu Santo de seguro experimentarán gozo en el Señor. Podemos decir, entonces, que el propósito del don de exhortación consiste en llamar a los creyentes a acercarse más a Dios, o a que cumplan algún propósito divino.

DECLARACIÓN DE FE
El poder del Espíritu esta sobre mi vida, estoy lleno del espíritu de sabiduría para ayudar a otros con ánimo, enseñanza y empujarles a volver su camino a Dios. Amén!!

ORACIÓN
Amado Dios, por el poder de tu Espíritu Santo estoy avanzando en la conquista de mi mismo, quiero crecer espiritualmente para servirte de una mejor manera, avanzar con poder y gloria hasta alcanzar los estándares que me permitan serte útil en todo lo que me necesites en tu reino. Amén!!

Con amor… Dr. José Félix!!

Leave a reply

Tema 17: DON DE ENSEÑANZA
Capítulo 02: DONES DEL PADRE
Serie: DONES ESPIRITUALES

Y todos los días, en el templo y por las casas, no cesaban de enseñar y predicar a Jesucristo (Hechos 5.42).

“Enseñar con nuestra conducta deja la huella más profunda que cualquier otra enseñanza”

PRINCIPIOS
1- Enseñanza (gr. didaskalía). Capacidad y poder de Dios que reciben algunos creyentes con la finalidad de exponer el conocimiento contenido en la palabra de Dios, así como su correcta interpretación. Es la habilidad sobrenatural para explicar y aplicar las verdades recibidas de Dios para la Iglesia. Presupone el estudio y la inspiración del Espíritu que permite presentar con claridad la verdad divina al pueblo de Dios. Aclaran, defienden y proclaman la verdad de Dios, de manera que los oyentes crezcan en gracia y en piedad.

2- Que prediques la palabra; que instes a tiempo y fuera de tiempo; redarguye, reprende, exhorta con toda paciencia y doctrina. Porque vendrá tiempo cuando no sufrirán la sana doctrina, sino que teniendo comezón de oír, se amontonarán maestros conforme a sus propias concupiscencias, y apartarán de la verdad el oído y se volverán a las fábulas (2Timoteo 4.2–4). En esta Escritura se entiende la palabra predicar como enseñar. La idea del apóstol es que su hijo Timoteo tenía que defender la doctrina enseñando lo correcto.
¡En concreto, enseñanza es: Instrucción, impartir conocimiento, ser ejemplo, educar, crear cultura!

3- ¿Cómo se manifiesta este don? Y todos los días, en el templo y por las casas, no cesaban de enseñar y predicar a Jesucristo (Hechos 5.42). Note que el versículo habla de dos dones del Padre: Enseñar y predicar. Podemos observar que los dos dones se están conjugando de una manera clara para dar a conocer el evangelio de Jesucristo. La enseñanza por supuesto que tiene que ser un estudio sistemático y continúo para dar a conocer un tema en especial.
¡Enseñar conlleva ejemplo! El maestro enseña más con el ejemplo que con las palabras. Frecuentemente nos encontramos con la oportunidad de enseñar a los demás por medio de nuestra conducta. El apóstol Pablo sugiere: Pero es necesario que el obispo sea irreprensible, marido de una sola mujer, sobrio, prudente, decoroso, hospedador, apto para enseñar (1Timoteo 3.2).

  • Apto para enseñar. La frase “apto para enseñar” se traduce como preparado para entregar un concepto o idea a otras personas. El diccionario traduce apto como dispuesto, suficiente, capaz, competente, útil, idóneo, proporcionado. Enseñar no es solo tomar una lección que se trasmite leyendo un escrito a un grupo de personas. Se trata de un don impartido por el Padre que nos hace aptos para transmitir los principios y valores del reino.
  • Transmitiendo cultura. Cuando Roma conquistaba una ciudad enviaba “culturizadores” o personas que establecían la cultura romana, sus valores, leyes, principios, a la gente que en un futuro se considerarían ciudadanos romanos legítimos. La cultura se establecía por medio de la enseñanza.
  • Personas con el don de enseñar. Aprender, investigar, comunicar, ilustrar verdad, son cualidades inherentes a la persona, manifiestas cuando ejercita el don de enseñar. Disfrutan estudiar y aprender información nueva y aman compartir con los demás lo que han aprendido. El formato de enseñanza varía desde discipular uno a uno hasta clases formales, estudios bíblicos informales, grandes grupos, y la predicación (que es una forma de enseñanza).

4- En las Escrituras encontramos a diferentes personas enseñando. Aquila y Priscila (Hechos 18.26), Pablo (Hechos 19.8-10; 20.20; Colosenses 1.28; 1 Timoteo 2.7), pastores/diáconos (1Timoteo 3.2; 5.17), Timoteo (1Timoteo 4.11,13; 6:2), mujeres piadosas (Tito 2.2-4). Cómo podemos ver no todos eran ministros de Dios o personas que ocupaban un púlpito, simplemente personas apasionadas por enseñar a otros con humildad.

APLICACIÓN
¿Cómo podemos saber si tenemos este don? La siguiente es una lista breve:

  • ¿Disfrutas estudiar e investigar?
  • ¿Disfrutas impartir verdades bíblicas a otros?
  • ¿Acuden a ti, te hacen preguntas?
  • Cuando enseñas, ¿te entienden?
  • Cuando ves a alguien confundido en su entendimiento, ¿Te sientes responsable de hablarle sobre ello?
  • ¿Disfrutas hablar a grupos de diverso tamaño de asuntos donde tus convicciones son especialmente fuertes?

A través de los evangelios, Jesús fue reconocido como Rabbi, que significa “Maestro”. Mateo 4.23 dice que Jesús fue por toda Galilea, enseñando, y Mateo 7.28-29 dice que las multitudes se maravillaban de su enseñanza, porque enseñaba cómo quien tiene autoridad, no como los intérpretes de la ley.

DECLARACIÓN DE FE
Estoy determinado en actuar con responsabilidad para disponer mis talentos que bendigan a otros, voy a transmitir la cultura del reino por medio del don de la enseñanza. Recibo ahora mismo la unción para activar el don en mí. Amén!

ORACIÓN
Amado Padre, estoy delante de tu presencia creyendo que soy un instrumento en tus benditas manos, voy a caminar bajo tu unción para operar el don de la enseñanza y transmitir los principios y valores que he recibido por tu palabra, muchas gracias por darme esta gloriosa oportunidad de servirte. Amén!

Con amor… Dr. José Félix!!

Leave a reply

Tema 16: DON DE SERVICIO
Capítulo 02: DONES DEL PADRE
Serie: DONES ESPIRITUALES

Mas entre vosotros no será así, sino que el que quiera hacerse grande entre vosotros será vuestro servidor, y el que quiera ser el primero entre vosotros será vuestro siervo; como el Hijo del Hombre no vino para ser servido, sino para servir, y para dar su vida en rescate por muchos (Mateo 20.26–28).

“Servir es el don más maravilloso que el Señor nos ha dado”

PRINCIPIOS
1- El don de servicio (gr. diakonía) se entiende como asistencia práctica a las necesidades de los miembros y dirigentes de la Iglesia con el propósito de ayudarles a cumplir sus responsabilidades ante Dios. Servir amorosamente a todos los que están a nuestro alrededor. Ministrar tal como corresponde al trabajo y oficio del diácono. Mas entre vosotros no será así, sino que el que quiera hacerse grande entre vosotros será vuestro servidor, y el que quiera ser el primero entre vosotros será vuestro siervo; como el Hijo del Hombre no vino para ser servido, sino para servir, y para dar su vida en rescate por muchos (Mateo 20.26–28). Atender al cuerpo de Cristo en sus necesidades materiales y prestar cualquier tipo de servicio a los demás en la Iglesia. La Iglesia elige los que han de servir, deben ser personas muy consagradas a Dios, ya que también realizan actividades espirituales importantes.

2- ¡Tabita, un ejemplo de servicio! El don de servicio se manifiesta de la siguiente manera tomando el ejemplo de Tabita una congregante de la Iglesia primitiva. Había entonces en Jope una discípula llamada Tabita, que traducido quiere decir, Dorcas. Esta abundaba en buenas obras y en limosnas que hacía (Hechos 9.36). Tabita abundaba en buenas obras (servicio), principalmente a los santos. Estos actos de amor que ayudan a los necesitados, son manifestaciones del Espíritu Santo, al igual que los dones del Espíritu Santo, como lo son los milagros, las señales y los prodigios. El resultado de ellos trae vida y salvación a muchos.

3- ¿Qué clase de buenas obras hacía? Confeccionaba ropa que regalaba a las viudas pobres. Cuando murió inesperadamente Pedro fue a la casa de ella. Y cuando llegó, le llevaron a la sala, donde le rodearon todas las viudas, llorando y mostrando las túnicas y los vestidos que Dorcas hacia cuándo estaba con ellas (Hechos 9.39). Todavía hay muchas viudas y huérfanos en el mundo. Hay muchos necesitados a nuestro alrededor. Cuán hermoso es saber que algunos hijos de Dios tienen el don de servicio, como lo tenía Dorcas. Probablemente Dorcas tenía el talento natural para la costura y confección de ropa. Entonces, Dios, por su Santo Espíritu, le agregó a ella el talento y la profunda preocupación por la gente necesitada. De ello resultó el don de servicio.

4- El contar con un talento no es suficiente. Si Dios, por su Espíritu Santo, toma posesión de nuestros talentos, de una manera maravillosa los convierte en dones de servicio. El diccionario traduce servir como el impulso de ser útil para otra persona y por supuesto que nosotros lo canalizamos a ser útiles a otros para que Cristo sea glorificado en nosotros. Servir a otro es traer un beneficio a través de una acción. Todo talento natural puede convertirse en don de servicio. Este cambio puede ocurrir sólo si la persona con el talento está llena del Espíritu Santo.

Por ejemplo, tomemos el caso de José. Entonces José, a quien los apóstoles pusieron por sobrenombre Bernabé (que traducido es, Hijo de consolación), levita, natural de Chipre, como tenía una heredad, la vendió y trajo el precio y lo puso a los pies de los apóstoles (Hechos 4.36–37). José tenía el talento natural de la generosidad, cuando tuvo la oportunidad uso el don para ponerlo en servicio de la expansión del reino. Cuando la persona que posee un talento está llena del Espíritu Santo, puede convertir ese talento en un don de servicio.

APLICACIÓN
Jesús es el maestro del servicio. Porque el Hijo del Hombre no vino para ser servido, sino para servir, y para dar su vida en rescate por muchos. Ya que Jesús siempre hacia y enseñaba (Chechos 1.1) toma la toalla y lava los pies de sus discípulos. Este era un trabajo que realizaban los esclavos en las casas de sus amos. Este servicio era prestado a los visitantes como atención del dueño de la casa. No lo hacía físicamente el amo, sino el esclavo. Jesús se pone en una condición de servidor para dar ejemplo a sus discípulos. De acuerdo a las palabras de Jesús, el don de servicio es el escalón de crecimiento espiritual más importante.

DECLARACIÓN DE FE
Recibo ahora mismo el asignamiento del cielo para mi vida, estoy dispuesto a servir con todo mi corazón, mi mente y mi alma. Ahora mismo muero a mis deseos, sueños, diseños, para recibir el llamado que el Padre tiene para mi, a partir de ahora serviré de manera incondicional a donde mi Padre me envié. Amén!

ORACIÓN
Dios maravilloso, estoy conmovido por el espíritu de servicio con el cuál fui diseñado. Estoy ahora mismo dispuesto a dar todo lo que este en mis dones y talentos de manera incondicional para que el reino de mi Padre prospere y avance. Gracias Jesús por permitirme servirte y seguir tus pisadas. Amén!

Con amor… Dr. José Félix!!

Leave a reply

Tema 15: DON DE PROFECÍA
Capítulo 02: DONES DEL PADRE
Serie: DONES ESPIRITUALES

Ahora bien, hay diversidad de dones, pero el Espíritu es el mismo. Y hay diversidad de ministerios, pero el Señor es el mismo. Y hay diversidad de operaciones, pero Dios, que hace todas las cosas en todos, es el mismo (1 Corintios 12.4–6).

“El don del Padre, profetizar, tiene que ver con la predicación ungida”

PRINCIPIOS
1- De manera que, teniendo diferentes dones, según la gracia que nos es dada, si el de profecía, úsese conforme a la medida de la fe; o si de servicio, en servir; o el que enseña, en la enseñanza; el que exhorta, en la exhortación; el que reparte, con liberalidad; el que preside, con solicitud; el que hace misericordia, con alegría (Romanos 12.6-8). Profecía (gr. proféteia), aunque la palabra griega que se usa es la misma para el don de profecía de 1Corintios 12, en este pasaje se usa más como una declaración inspirada con el propósito de compartir ampliamente el corazón de Dios para un tema específico.

2- Jack W. Hayford dice: Ya sea la habilidad de aquellos que se les permite ver la vida desde una perspectiva profética especial, independientemente de la función pública que desempeñen o del uso especial que haga de ellos el Espíritu para proclamar abiertamente una profecía. Hablar con franqueza y visión, especialmente cuando lo hacemos bajo la inspiración del Espíritu de Dios declarando las verdades del reino de una manera explícita y entendible para los oyentes. Influir sobre los que están en nuestra esfera de acción con un espíritu positivo de justicia social y espiritual (testimonio) hablando bajo la inspiración del Espíritu Santo y manifestación del poder del reino. Podría decir que este don está orientado a la predicación o exposición de la palabra bajo la inspiración del Espíritu Santo.

3- ¿Cómo se manifiesta el don de profecía? Llegó entonces a Éfeso un judío llamado Apolos, natural de Alejandría, varón elocuente, poderoso en las Escrituras. Este había sido instruido en el camino del Señor; y siendo de espíritu fervoroso, hablaba y enseñaba diligentemente lo concerniente al Señor, aunque solamente conocía el bautismo de Juan. Y comenzó a hablar con denuedo en la sinagoga; pero cuando le oyeron Priscila y Aquila, le tomaron aparte y le expusieron más exactamente el camino de Dios (Hechos 18.24–26). En este pasaje vemos a un predicador con el don de profecía desde el punto de vista de exponer las verdades celestiales. Podemos ver la gracia derramada a través de este don:
* Varón elocuente
* Poderoso en las Escrituras
* Espíritu fervoroso
* Diligencia en lo concerniente al Señor
* Denuedo

¡Estas son algunas características del don de profecía funcionando a plenitud!

4- El diccionario griego define la palabra profetizar como proclamar o dar a conocer el mensaje que le ha sido asignado. Cuando el don se activa la enseñanza profética será impartida con revelación del cielo. Por supuesto que la declaración será total y absolutamente ungida y dirigida por el don que el Padre da para proclamar el mensaje que viene de su corazón. Una razón importante para darle un valor tan alto al don de profetizar debe haber sido que el mensaje del que predica, enseña o testifica, no era producto de su propia intuición o aun de su propio estudio e investigación, sino de una revelación especial.

Notemos que en ambos pasajes se presenta un común denominador: ¡Tenían abundancia de palabras! Aunque estamos viendo dos personalidades proféticas en acción, la abundancia de palabras provenían directamente de la inspiración del Espíritu Santo.

APLICACIÓN
El apóstol Pablo afirma: Ni mi palabra ni mi predicación fue con palabras persuasivas de humana sabiduría (1 Corintios 2.4). La predicación del apóstol no incluía la sabiduría del hombre para persuadir, sino la revelación de la predicación profética, que habla las palabras que escucha del cielo. Somos administradores de la gracia de Dios, colaboradores de Dios en exponer las verdades del reino en todo momento. Cristo mismo se expresa al mundo a través de nosotros por medio de nuestra conducta y acciones en todo momento.

DECLARACIÓN DE FE
Hoy confieso que soy lleno del Espíritu Santo, la predicación ungida esta en mi boca, camino bajo el poder de la gloria de Dios, estoy listo para hacer señales y milagros en el poderoso nombre de Jesús. Amen!

ORACIÓN
Precioso Dios, glorioso Espíritu Santo, quiero ser lleno de tu gracia, por favor activa el don de profecía en mi vida, quiero dar frutos en abundancia. Ayúdame a crecer espiritualmente y santificarme para ti. Quiero entrar en la mejor temporada de mi vida para ver señales y prodigios de manera sobrenatural. Amén!

Con amor… Dr. José Félix!

Leave a reply

Tema 14: DONES DE GRACIA
Capítulo 02: DONES DEL PADRE
Serie: DONES ESPIRITUALES

De manera que, teniendo diferentes dones, según la gracia que nos es dada… (Romanos 12.6).

“Los dones que recibimos es por la gracia no por nuestra naturaleza”

PRINCIPIOS
1- Cada don del Padre que ya hemos recibido, decidamos no limitar nuestra libertad para ejercerlos a favor de otros (1 Pedro 4.10). El apóstol Pablo enfatiza a la Iglesia de corintios que no deben ignorar acerca de los dones espirituales, aclarando que hay diversidad de ellos, pero el Espíritu es el mismo. Trata de infundir confianza a esta Iglesia que fluía en ellos a no detener la operación de los mismos por falta de entendimiento en su uso correcto.

Aclara a los corintios que a cada uno le es dada la manifestación del Espíritu para provecho y que Él reparte en particular a cada quién sus dones como Él quiere. Lo cual deja claro que no todos los creyentes reciben los mismos dones y que los que obtiene es con la responsabilidad de usarlos para entregar sus beneficios a quién el Señor quiera bendecir.

2- El apóstol Pablo también explica a los corintios la forma en que estos dones operan en los creyentes y hace una comparación con el cuerpo humano, así como el cuerpo consta de muchos miembros y cada parte que lo compone (así sea la más insignificante) es vital para que el cuerpo funcione perfectamente, de igual manera en el cuerpo de Cristo, cada creyente ha sido colocado por Dios para cumplir una función específica a través de los dones que le son impartidos, todos son importantes no hay ninguno mayor que otro, cuando alguno no funciona eficazmente, el cuerpo pierde parte de su efectividad.

3- Debemos tener contentamiento con lo que hemos recibido, pero podemos anhelar que el Señor nos entregue más de sus dones, mientras más dotados de ellos estemos, de mejor manera vamos a servir a su pueblo y a engrandecer su Nombre y su Reino. Como ministros, tenemos los dones necesarios para el ministerio operando a través de nuestra vida, pero no debemos de conformarnos, seamos cada día más efectivos en el trabajo encomendado por el Señor, sirviendo con diligencia y amor al pueblo de Dios también a través de estos dones del Padre.

4- Todos los dones son importantes, todos cumplen una función vital para el crecimiento del pueblo de Dios y su óptimo desarrollo como cuerpo de Cristo. ¡Diferentes dones de gracia! De manera que, teniendo diferentes dones, según la gracia que nos es dada… (Romanos 12.6). El apóstol Pablo comunica a la Iglesia de Roma, en esta escritura de su carta a ellos, una lista de diversos dones espirituales a los que podían aspirar para recibir de parte de Dios y aclara que son concedidos de acuerdo a la gracia que nos es dada por él.

5- La gracia de Dios es su presencia y amor que por medio de Jesucristo recibimos los creyentes de parte del Espíritu Santo, quien imparte misericordia, perdón y produce el deseo y poder para hacer la voluntad de Dios. Sin embargo la obra de Dios no es de imposición ni de gracia irresistible. La obra de gracia en los creyentes siempre depende de su fidelidad y cooperación. ¡Toda la actividad de la vida cristiana de principio a fin depende de la gracia!

APLICACIÓN
El apóstol Pablo reconoce que toda la obra hecha a través de él solo fue posible por su “gracia”, el Señor producía en él ese deseo de trabajar con ahínco y desvelo, era estimulado a cumplir la comisión encomendada por el Señor a su vida, incansablemente viajaba para que los gentiles a los que había sido llamado a sacar de las tinieblas y traer a la luz de Cristo recibieran la palabra y recibieran al Salvador a quien él representaba. Servía sin descanso para edificar y consolidar al pueblo del Señor y que las Iglesias que había levantado se establecieran con poder en medio de la tierra.

DECLARACIÓN DE FE
Recibo los dones de gracia, estoy dispuestos a menguar para que él crezca en mí. Estoy dispuesto a someter mi carne a la gracia divina y abro mi corazón para que me liberes de toda atadura para ser libre y servirte por completo. Amén!

ORACIÓN
Amado Padre de gloria, muchas gracias por tu amor y misericordia, estoy comprometido contigo y tu reino, estoy dispuesto a ser impartido de los dones de gracia sobre mi vida. Caminaré tomado de la mano del Espíritu Santo y obedecer sus instrucciones para cumplir mi llamado en esta tierra. Amén!

Con amor… Dr. José Félix!!

Leave a reply

Tema 13: DESORDEN
Capítulo 02: DONES DEL PADRE
Serie: DONES ESPIRITUALES

Así que, hermanos, procurad profetizar, y no impidáis el hablar lenguas; pero hágase todo decentemente y con orden (1 Corintios 14.39–40).

“Todos podemos operar en los dones espirituales, solo que con orden”

PRINCIPIOS
1- ¡Todo lo físico es un reflejo de lo espiritual! Hágase todo decentemente y con orden (1Corintios 14.40). El desorden en lo físico refleja un desorden en lo espiritual. El desorden espiritual produce un desorden físico. Debemos de entender principios sencillos con respecto a la operación de los dones. Estos principios traen orden en todo lo que hagamos.

  • Los dones espirituales están sujetos a la Palabra escrita. El orden lo proporciona la misma Palabra de Dios que ha sido escrita, a la cual no le podemos quitar ni añadir absolutamente nada. No importa la estatura ni el tiempo en el evangelio, todo lo que hagamos debe estar sometido a la verdad de la Palabra escrita. Si hacemos algo que no tiene fundamento bíblico no es correcto y los frutos estarán distorsionados.
  • Los dones deben ser administrados por el liderazgo. Porque deseo veros, para comunicaros algún don espiritual, a fin de que seáis confirmados83. El apóstol entendía la importancia de que los dones espirituales fueran activados en los creyentes, de tal manera que se ocupaba en impartir el conocimiento necesario para la operación de cada don.
  • Los dones están bajo el control del creyente. Y los espíritus de los profetas están sujetos a los profetas (1Corintios 14.32–33). En medio de un tiempo de avivamiento, se acercó una persona para darme una profecía, sentí que no era el momento de dar alguna palabra profética, por lo que le pedí que me diera la palabra más tarde. De inmediato esta persona empezó a gritar desordenadamente por lo que tuvimos que pedirle que saliera del santuario.
  • Los dones se operan basados en la fe. Digo, pues, por la gracia que me es dada, a cada cual que está entre vosotros, que no tenga más alto concepto de sí que el que debe tener, sino que piense de sí con cordura, conforme a la medida de fe que Dios repartió a cada uno (Romanos 12.6).

2- Recordemos que la razón es enemiga de la fe, lo mismo sucede con el humanismo, materialismo y cualquier otra forma de comprensión humana. Cuando las cosas se hacen sin fe, el desorden se introducirá como aparentando algo genuino. Alguien dijo: Hay un líquido que parece leche, sabe a leche, pero no es leche. Así son los frutos que no provienen de la fe. Hay frutos que no son genuinos porque no provienen de la fe. ¡Esto es desorden! Por ejemplo, una persona que quiere operar en el don de profecía pero no está sometido a su autoridad, esta propenso a profetizar bajo el control de un espíritu de adivinación. Porque como pecado de adivinación es la rebelión (1Samuel 15.23).

3- La persona podrá decir palabras que suenan como una verdadera palabra profética que viene desde el corazón de Dios, sin embargo estará contaminada con información que proporciona el corazón humano y el espíritu inmundo de adivinación. El desorden es combatido por medio de una vida cristiana equilibrada y sensata donde hay una verdadera pasión por la manifestación del Espíritu Santo. La enseñanza, formación y disciplina que produce madurez y crecimiento. Cuando esto sucede en los santos el fluir de los dones como el de profecía sabremos que es Dios mismo hablando a través de sus hijos.

APLICACIÓN
La Iglesia es responsable del buen uso de los dones porque somos servidores de Cristo, y administradores de los misterios de Dios, de tal manera que como buenos servidores de Cristo debemos estar habilitados, capacitados, para dar buenos frutos. ¡Un buen administrador da buenos resultados a quien lo llamó! Los dones espirituales deben ser administrados por el liderazgo a fin de verificar que la enseñanza sea la correcta y que todo se haga en orden. Cuando el liderazgo no se involucra en la operación de los dones es querer que un cuerpo humano camine sin cabeza.

DECLARACIÓN DE FE
Soy sacrificio vivo, estoy para servir a mi Dios, pongo mi vida a su disposición para ser usado poderosamente, voy a operar los dones espirituales con responsabilidad. En el poderoso nombre de Jesús haré maravillas para engrandecer su reino. Amén!

ORACIÓN
Dios maravilloso, estoy tan contento de ver tu mano sobre mi vida, quiero ser útil en extender tu reino hasta lo último de la tierra, caminaré a tu lado reconociendo que eres mi Señor y Dios, me voy a ocupar de poner orden en mi vida y de ministrar en los dones espirituales de la manera correcta como testimonio de mi Señor y Dios. Amén!!

Con amor… Dr. José Félix!!

Leave a reply