Tema 12: VIDA HONORABLE
Capítulo 04: PATRONES EN EL REINO
Serie: EL REINO DE DIOS

En todo os he enseñado que, trabajando así, se debe ayudar a los necesitados, y recordar las palabras del Señor Jesús, que dijo: Más bienaventurado es dar que recibir (Hechos 20.35).

“Las personas honorables han conquistado altos niveles de confianza entre los que le rodean”

PRINCIPIOS
1- Una vida honorable tiene que ver la forma en que vivimos todos los días, los patrones de conducta, los hábitos que practicamos y la forma en que nos comportamos y por medio de los cuales ganamos la confianza, respeto y amistad de las personas que nos rodean. Una persona honorable es aquella que practica rasgos de carácter que lo hacen digno de confianza por los códigos básicos que practica. Por ejemplo:

  • Humilda
  • Respeto
  • Tolerancia
  • Amistad
  • Deferencia
  • Compasión

2- Una persona honorable esta dispuesta a tener control de sus emociones tóxicas y evita hacer daño a los que le rodean a pesar de recibir ataques, menosprecios, heridas, cumple con lo que promete y hace lo que dice. Su nivel de carácter maduro es alto y camina en integridad, delante de las personas que están cerca tiene una imagen de grandeza y lo identifica un fuerte deseo de servicio incondicional a otros.

3- Las personas honorables no juzgan a otros, tampoco señalan con el dedo cuando otro tiene una falla, siempre esta dispuesto a ayudar, restaurar, y su dignidad proviene de un corazón que sabe dar más que recibir. Nuestro mayor ejemplo es por mucho el mismo Señor Jesús: Porque el Hijo del Hombre no vino para ser servido, sino para servir, y para dar su vida en rescate por muchos (Marcos 10.45).

4- La justicia es una de las banderas más importantes en la vida de una persona honorable. Ser justo tiene que ver con rectitud, tener el valor de enfrentar lo que no esta alineado a los valores básicos, además de defender lo que es justo, dando el valor a las personas como es correcto. La honorabilidad no solo es la manera en que nos comportamos, sino en la manera que vivimos de una manera general. ¡Es lo que somos más que lo que tenemos!

CONCLUSIÓN
Vivir con honorabilidad es un gran desafío, la vida siempre estará delante de nosotros para conquistar los niveles más altos de dignidad. Cuando fallamos, de inmediato lo enfrentamos con un alto nivel de carácter y enfrentamos los temores y miedos para permitir que Dios nos impulse a lograr nuestro destino en este mundo. Hemos nacido para dejar una huella profunda, como arquitectos de nuestro destino, nosotros definimos hasta donde deseamos llegar con nuestros patrones de conducta que desarrollamos. Pues mucho me regocijé cuando vinieron los hermanos y dieron testimonio de tu verdad, de cómo andas en la verdad. No tengo yo mayor gozo que este, el oír que mis hijos andan en la verdad (3Juan 3-4).

DECLARACIÓN DE FE
Decido ser una persona confiable, quiero caminar con honorabilidad en este mundo, enfrentaré mis temores y miedos para ver mi propósito cumplido. ¡Amén!

ORACIÓN
Eterno y maravilloso Dios, estoy listo para ser una persona honorable en este mundo, necesito de un poder, la unción de tu Espíritu Santo sobre mi, sabiduría para caminar tomado de tu mano y ver tu gloria manifestada en cada momento. Gracias por tu amor y bondad para mi vida. ¡Amén!

Con amor… Dr. José Félix!!

Leave a reply