UN ASUNTO DE CARÁCTER

Tema 12: UN ASUNTO DE CARÁCTER
Capítulo 03: SOÑAR Y CONSTRUIR
Serie: EL REINO DE DIOS

Abba, Padre, todas las cosas son posibles para ti; aparta de mí esta copa; mas no lo que yo quiero, sino lo que tú (Marcos 14.36).

“Carácter es hacer lo correcto aún cuando las circunstancias son adversas”

PRINCIPIOS
1- Y estando en agonía, oraba más intensamente; y era su sudor como grandes gotas de sangre que caían hasta la tierra (Lucas 22.44). El esfuerzo en la oración era tan intenso que los vasos capilares de su frente se rompieron y la sangre se mezcló con el sudor de su frente clamando a Dios. ¡Era un asunto de carácter! Se llama obediencia al llamado. Jesús sabía que tenía que pasar por ese terrible camino del sacrificio como el Cordero inmolado.

2- Jesús conocía muy bien las Escrituras, sabía que sería sacrificado en el madero por el pecado de la humanidad. Durante el tiempo de su formación tuvo que desarrollar el carácter suficiente para poder decir: Abba, Padre, todas las cosas son posibles para ti; aparta de mí esta copa; mas no lo que yo quiero, sino lo que tú (Marcos 14.36). ¡Qué momentos tan difíciles! Jesús es proyectado por su carácter maduro a construir el sueño que el Padre había puesto en su interior.

3- Carácter es hacer lo correcto a pensar de las circunstancias difíciles o contrarias, aún cuando la resistencia es tan fuerte que nos impulse a renunciar al sueño que el reino tiene para nosotros. Jesús tenía que estar en el momento correcto haciendo la tarea que el Padre le había ordenado: ¡Ir a la cruz! Una y otra vez estaremos frente a nuestro desafío más grande para construir nuestro sueño, el carácter nos impulsará hacia el éxito o hacia el fracaso. El diablo le dijo a Jesús que no era necesario pasar por ese sacrificio, si tan solo postrado le adoraba le entregaría todos los reinos. Ese era el camino fácil, pero el carácter maduro de Jesús le permitió construir su sueño.

4- ¡El reino esta en nuestro interior! Esa energía que el Padre ha depositado en cada uno de nosotros quiere emerger para producir sobrenaturalmente, el carácter nos ayuda a que ese potencial salga con tal potencia que cualquier cosa puede suceder. El viento obedeció a Jesús, las olas del mar no fueron obstáculo para que caminara sobre ellas, la tumba no fue impedimento para ver salir a Lázaro venciendo la muerte, una y otra vez veremos esa misma potencia emergiendo de nuestro interior cuando somos capaces de lograr un carácter maduro.

APLICACIÓN
El poder del reino esta en nosotros, eso lo dejó muy claro el apóstol Pablo cuando habla de la potencia, el poder que actúa en nosotros (Efesios 3.20). La pregunta que esta en el cielo para nosotros es: ¿Cuándo creceremos en carácter para ver el reino manifestado en nosotros de manera poderosa? Este es un asunto personal, no corresponde a Dios estirarnos en nuestro carácter, eso lo tratamos nosotros, haciendo lo correcto, teniendo el valor de enfrentar las dificultades y los desafíos de cada día para entregar excelentes resultados en el reino de mi Padre.

DECLARACIÓN DE FE
Nada me vencerá para ver el reino emerger de mi interior, la potencia de Dios será manifestada de manera poderosa por medio de mis acciones. Glorificaré a mi Padre y haré visible sus virtudes a través de mi vida. Amén!

ORACIÓN
Dios eterno, te prometo pelear la buena batalla de fe, haré cumplir mi tarea a pesar de la resistencia, caminaré tomado de tu mano para ver la gloria de Dios de una manera clara y efectiva, tangible y visible, por la potencia que actúa en mí poderosamente. Amén!

Con amor… Dr. José Félix!!

Leave a reply