EL FUTURO AMEDRENTA

Tema 24: EL FUTURO AMEDRENTA
Capítulo 03: SOÑAR Y CONSTRUIR
Serie: EL REINO DE DIOS

Porque no nos ha dado Dios espíritu de cobardía, sino de poder, de amor y de dominio propio (2Timoteo 1.7).

“Las grandes visiones intimidan, pero Dios nos desafía con un espíritu de conquista”

PRINCIPIOS
1- Siempre que vamos a empezar un proyecto nuevo recibimos la resistencia de nuestras propias emociones, temor, miedos, intimidación, desafíos que nos empujan a provocar cambios sustanciales para obtener mayores habilidades y capacidades para construir nuestro destino profético. Cuando la visión, anhelo, proyecto que Dios pone que construyamos se hace claro, visible, nos desafía pero frecuentemente, también intimida, trae temor y nos hace ver nuestras incapacidades para construirlo. Es lo mismo que le sucedió a Timoteo cuando fue enviado a Éfeso, por eso el apóstol le escribe: Porque no nos ha dado Dios espíritu de cobardía, sino de poder, de amor y de dominio propio (2 Timoteo 1.7).

2- ¿Qué tan grande es el proyecto al que Dios te ha llamado? Moisés recibió la instrucción de trasladar a mas de dos millones de personas de un territorio a otro. El proyecto era tan grande que Moisés se intimidó y le dijo a Dios que era tartamudo, que no podía hablar con Faraón. Gedeón vio un ejército invencible, así que en la intimidación en su propia imagen era como el más pequeño de la tribu más pequeña. Los grandes desafíos suelen intimidarnos, pero Dios siempre pone un espíritu determinado para salir adelante.

3- Sin duda que el temor es el obstáculo más grande para cumplir nuestro destino profético en esta vida. El reino esta en nosotros, Jesús dijo que dejaría el Espíritu Santo para que fuera “otro Consolador”, otro igual a Jesús, que nos acompañaría en cada una de nuestras jornadas. El reino que esta en nosotros quiere expresarse y dejar la huella de lo sobrenatural de nuestro Creador. Enfrentar nuestros desafíos es enfrentar con determinación y fuerza esos temores que paralizan nuestro caminar. Recuerda, si Dios con nosotros, ¿quién contra nosotros?

4- Somos intimidados por la falta de competencia, porque no nos sentimos plenos y completos para lograrlo, también por nuestras debilidades humanas o por la voz que escuchamos del enemigo. Sin embargo, la Biblia nos dice: Y vosotros estáis completos en él, que es la cabeza de todo principado y potestad (Colosenses 2.10). Esto nos dice que no es lo grande del proyecto sino lo grande nuestro Dios para ayudarnos a lograr cosas mayores porque el reino esta en nosotros.

APLICACIÓN
El es escritor de la carta a Los Hebreos dice: Así que, recibiendo nosotros un reino inconmovible, tengamos gratitud, y mediante ella sirvamos a Dios agradándole con temor y reverencia (Hebreos 12.28). Tenemos algunas cosas en este versículo que debemos meditar muy bien:

  • Estamos recibiendo un reino. ¿Qué es esto? Es el reino de Dios en nosotros expresado en poder y gloria.
  • Este reino es inconmovible, imposible de derrotar, firme, anda lo puede mover.
  • Debemos tener gratitud a Dios por permitirnos este gran privilegio de ser una fuente de poder en su nombre.
  • La meta de Dios al permitir que el reino habite en nosotros, es que demos frutos que glorifiquen al Rey de ese reino.

DECLARACIÓN DE FE
Estoy dispuesto a dar toda mi energía, que todo mi potencial sea expuesto al mundo para que el reino de mi Padre produzca frutos que le glorifique. ¡Amén!

ORACIÓN
Amado Señor y Dios, con gratitud en mi corazón por considerarme como un vaso de honra en tus benditas manos, vengo hoy ante ti para poner mi vida en tus manos y pedirte que me uses con poder, que el reino se manifieste al mundo por medio de mi, quiero dar frutos dignos del reino y que el mundo vea que tu eres real. ¡Amén!

Con amor… Dr. José Félix!!

Leave a reply